Diario de Información y Análisis de Intereconomía

3 factores por los que es aconsejable usar un comparador de seguros

0
comentarios

Si tienes una moto, un coche o una vivienda o tienes pensado tenerlos una de las cosas que te rondará la cabeza es el saber escoger el mejor seguro posible, que tenga las prestaciones que necesitas pero que no resulte el más caro del mercado. Para conseguir esto la mejor opción es hacerse con un comparador, como el comparador de seguros Pontgrup. Más que nada porque toda la gestión se puede hacer online (con lo que se evitan desplazamientos) y, en unos pocos minutos (tras haber seleccionado los campos de interés: tipo de seguro, quién va a conducir el vehículo en cuestión o de qué tipo de vivienda se trata...) se mostrarán todos los resultados pertinentes (de acuerdo a las especificaciones dadas) para poder hacer la mejor elección. Pero, ¿por qué es tan importante emplear un comparador de seguros? Aquí te lo contamos.

1. Contar con un comparador para elegir el mejor seguro para ti es una buena manera de eliminar esa preocupación y pensar, tan sólo, en disfrutar de lo que es tuyo (casa, vehículo... es igual) Porque, hay que reconocerlo, el contar con un buen seguro es la única manera de saber que, cuando haga falta, estará la aseguradora para respaldar, que es para esto para lo que se la contrata.

2. Los comparadores trabajan con las mejores aseguradoras del mercado para ofrecer a sus usuarios las mejores ofertas posibles. Sabiendo esto se puede entender que, se opte por el seguro que se opte, será una buena elección. La diferencia estará en las prestaciones que se escojan y en el precio.

3. Estas páginas que ofrecen comparadores cuentan con un equipo detrás, altamente cualificado, que puede atender a sus usuarios para que, en caso de duda, les puedan asesorar sobre qué les conviene más.

Por todo lo ya comentado, antes de contratar un seguro nuevo (también de salud, que es lo más importante) o de optar por hacer una renovación automática de la póliza que ya se tiene, es buena idea dedicar unos minutos y ver, con los comparadores, que se puede conseguir más por menos. Son la mejor alternativa para conseguir ahorrar.

Para saber elegir con acierto lo ideal es usar el comparador sabiendo qué prestaciones son importantes para uno mismo (con independencia de lo que se contrate), qué es lo que se quiere asegurar y cuándo gustaría que el seguro, de ser necesario, se hiciera cargo.

Hay demasiadas compañías en el mercado como para poder hacer esa comparación manualmente. La alternativa pasa por contar con una comparación exhaustiva, pero que la haga una herramienta diseñada a tal efecto. Además, el uso de estos comparadores es de lo más sencillo (con tener un dispositivo y conexión a Internet, en unos pocos minutos se pueden obtener los resultados) Tan sólo se pedirá rellenar un breve formulario (en función de lo que se quiera asegurar) y cumplimentar los datos de la persona que será el asegurado (con algunos datos personales y de contacto) De hecho, a través de Internet se puede llevar a cabo todo el proceso de contratación, si así se desea, con muchas compañías que ofrecen descuentos por esto por los servicios que se ahorran.

Publicidad
Publicidad