'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Teólogos

/p>

Artículo publicado hoy en el Diario Ideal, edición de Jaén, en la página 27

Según informa nuestro periódico, tras una detallada investigación, la corporación de televisión española ha decidido suspender de empleo y sueldo por quince días a su equipo de meteorólogos,la gente que explica que tiempo hará mañana, por «haber transgredido su buena fe en la relación contractual al no informar de la existencia de una empresa que tenía un objeto social similar al de RTVE”. No habrá tíos del tiempo por unos días. Esta noticia vuelve a la actualidad al antiguo almanaque zaragozano, y al sistema de las cabañuelas que comienzan cuando el calor agosteño se asienta en la piel de toro española. Aún pululan por los pueblos remotos los aficionados a interpretar el proceso de las cabañuelas y según amanezca, por ejemplo hoy tres de agosto, así será el mes de marzo del año 15 que viene llamando a las puertas.

En la Iglesia Católica existen algunos aficionados a predecir el tiempo que hará mañana dentro de la comunidad cristiana. Son los escritores de teología, cada vez menos conocidos y perdidos en la oscuridad del paisaje eclesial, quienes en el silencio de sus laboratorios reflexionan sobre cómo debe explicarse los misterios de nuestro Credo a las personas de nuestra generación para que nunca se pierda el sentido común de la fe católica y evitemos entrar en alguna herejía. Ocurre, por estos tiempos, que los teólogos son unos pocos y débiles personajes que salen muy de tarde en tarde al público. No es fácil encontrar un teólogo en tertulias televisivas, ni en emisoras de radio, ni siquiera en la prensa escrita en papel. Algunos que así mimos se llaman teólogos escriben en sus blogs propios sobre lo que consideran que es su papel de personas estudiosas de la teología que es la ciencia que trata sobre Dios y nuestra fe en su Revelación que nos hizo por medio de Cristo su Hijo cuando predicó su evangelio, quien luego entregó tal depósito a la Iglesia Católica, a la que encomendó la obligación de ahondar en las verdades de nuestra fe.

Corren días en que los teólogos están perdidos, parecen suspendidos de empleo y sueldo como los hombres del tiempo de la televisión. Necesitamos ver teólogos, hombres de fe que nos expliquenlos misterios de la fe católica a la luz del lenguaje de este tiempo de la informática, ahora que sacar un libro en papel está yéndose por el sumidero del mercado editorial, en estas fechas en que se dicen tantas memeces que están al alcance del valor de un céntimo, se echa de menos a personas con fortaleza mental y documentada que con su autoridad señalen cómo debemos hablar a los católicos preocupados por la enseñanza religiosa de sus hijos, cuando las clases de Religión van a ser reducidas a tres cuartos de hora, y cuando vemos que la ocupación intelectual sobre los grandes cuestiones de fe católica se vulgarizan tan rápidamente.

 

 

TEMAS |

Noticias de España

.
Fondo newsletter