'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Se prohíben las visitas familiares en tres residencias públicas ante la detección de casos positivos

Familia

Tres residencias públicas madrileñas han tenido que cerrar sus puertas a las visitas de las familias tras haberse detectado varios positivos de la covid-19 entre sus usuarios, pero «van a cerrar muchas más» debido al gran número de pruebas PCR que se están realizando y, en consecuencia, la detección de contagios se incrementará.

Fuentes de la Consejería de Políticas Sociales han explicado que las residencias afectadas son las del Doctor González Bueno, la Francisco de Vitoria de Alcalá de Henares y la de Nuestra Señora del Carmen de Cantoblanco.

«Se están haciendo un millón de test y, en el momento en el que se hacen tantos, salen positivos. Todos los que se han detectado son asintomáticos», han añadido las fuentes que se han remitido a la Consejería de Sanidad para conocer la cifra de personas contagiadas en las residencias.

La Agencia EFE se ha puesto con contacto con el departamento de Enrique Ruiz Escudero pero no ha obtenido respuesta.

La realización de pruebas masivas en estos centros de personas mayores permite «tener un control al minuto de todo lo que está pasando y poder adoptar medidas para evitar posibles contagios. Una de esas medidas es cerrar al público», que en ningún caso pretende causar molestias a las familias, han explicado.

La residencia del Doctor González Bueno fue visitada ayer por el geriatra de enlace y hoy se acercará la unidad de Atención Residencial de Atención Primaria.

En el caso del centro de Alcalá de Henares se cerraron las puertas a las visitas porque hubo un positivo; posteriormente se le trasladó al hospital pero el segundo test dio negativo.

Sin embargo se adoptó esta medida «por seguridad», y la de Cantoblanco también se ha clausurado «por el control y los test que se están realizando».

El vicepresidente regional, Ignacio Aguado, ha indicado que el hecho de hacer test «de forma masiva» en las residencias ha permitido detectar algunos positivos en algunas de ellas y, conforme a las directrices marcadas desde Sanidad, se han suspendido las visitas de las familias, se ha aislado a las personas contagiadas y se les ha ofrecido la atención sanitaria que corresponde en cada caso.

Por su parte, el consejero de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero, ha precisado que, cuando hay un caso positivo en una residencia, se suspenden las visitas, aunque hayan sido visitas muy controladas, y se establecen una serie de decisiones clínicas para los pacientes en el caso de que haya que hacer derivaciones.

Ambos se han referido a este asunto en la rueda de prensa posterior a la reunión del Consejo de Gobierno extraordinario en el que se ha aprobado la orden que regula las condiciones de la desescalada en la Comunidad de Madrid a partir del 21 de junio a las cero horas, cuando decae el estado de alarma y la región recupera las competencias que tenía previamente.

El número de fallecimientos por coronavirus en los centros de servicios sociales de carácter residencial de la Comunidad de Madrid se eleva a 5.981, según los datos del último informe de la Consejería de Políticas Sociales, a fecha 16 de junio.

La cifra de muertes con la covid-19 confirmadas con la prueba PCR se eleva a 1.252 y los casos que presentaban síntomas compatibles con padecer la enfermedad se sitúa en 4.729.

TEMAS |
+ en

Noticias de España

.
Fondo newsletter