«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

'Puigdemont es un caudillo mesiánico'

Volaba a Madrid vía Bruselas para entrar en Barajas por la puerta de la puerta de vuelos internacionales. Recientemente aseguraba no importarle su encarcelamiento: «habrá otro en mi lugar». La Gaceta se ha puesto en contacto con psicólogos: “la fabulación le aleja de la realidad objetiva”.


Oficialmente no entró en política hasta el año 2006. Oficialmente. Pero Carles Puigdemont fue, hasta esa fecha, el delegado del nacionalismo convergente en la provincia de Gerona. No en vano, y después de asistir a un mitin de Jordi Pujol en los primeros ochenta, Puigdemont fundaría la rama juvenil de Convergència en su ciudad: la conocida como ‘Juventut Nacionalista de Catalunya’. Él ya era separatista cuando en su partido no había separatistas.
Su adhesión al partido del régimen pujolista le precipitó de un puesto a otro. No pudo ni tan siquiera concluir sus estudios de Filología Catalana pues el subvencionadísimo el Punt Diari (hoy El Punt Avui) reclamó su implicación en un proyecto periodístico del que llegaría a ser redactor jefe. La desarticulación de la banda terrorista Terra Lliure y la detención de algunos compañeros suyos coincidió con su exilio a Francia y a otros países de Europa, circunstancia que ha levantado no pocas elucubraciones.
Según revelaba La Vanguardia, el joven Carles “viajaba por Europa con un DNI de Cataluña, (…) que usaba para registrarse en los hoteles. (…) Llegó a estar harto de que en los hoteles, el personal de servicio diera cuenta de que no conocían Cataluña. Era un evidencia que se repetía cada vez que le preguntaban de dónde era y él respondía que de Cataluña. El interlocutor normalmente le preguntaba: ‘Cat…. What?’ (…) Cansado de que se repitiera el episodio, Puigdemont decidió registrarse en los hoteles por la noche. La razón es que a esas horas normalmente “había personal de servicio que era gente inmigrante, acabada de llegar, con un nivel de inglés y francés muy inferior al mío y podía colar el carné de nacionalidad catalana que llevaba en el bolsillo y así nadie discutía mi nacionalidad””.

Volar a Madrid vía Bruselas para llegar a la capital por vuelos internacionales

Otra anécdota muy reveladora de la personalidad del personaje y que aparece en el libro “Puigdemont, el presidente @Krls”, cuenta como Puigdemont “utilizaba la autopista siempre pasaba por debajo de las señalizaciones que ponían ‘peatge’, nunca por la de ‘peaje”. “Por si nos cuentan”, decía. Algo similar hacía cuando tenía que ir a Madrid en avión. En vez de coger el puente aéreo siempre aprovechaba vuelos internacionales, aunque fueran más caros —por ejemplo un Barcelona-Bruselas-Madrid—; así entraba por la puerta de vuelos internacionales”.
A su vuelta recibió el encargo de la Generalitat (en manos de CiU) de crear una agencia EFE catalana. Así nacía la Agència Catalana de Notícies (ACN). Con el paso de los años, y aprovechando su capacidad con los idiomas recibió un nuevo encargo: poner en marcha un diario orientado al público internacional, en inglés, y que procurara influir en la opinión pública foránea. Nacía Catalonia Today.
En 2006 se produjo su saltó a la política visible: CiU lo presentó como candidato al Parlament de Cataluña y, un año después, candidato a alcalde de Gerona, si bien no sería hasta 2011 cuando Puigdemont se haría con la alcaldía de la histórica ciudad rompiendo con tres décadas de alcaldes socialistas. Puigdemont, ya como alcalde, comprometió a su ciudad públicamente con el proyecto separatista adhiriéndola a la Associació de Municipis per la Independència (AMI), de la que unos meses después, en julio de 2014, sería presidente. Por aquellos días de 2014, concretamente el 3 de julio, el alcalde concedió una entrevista al medio en el que trabajó, El Punt Avui. El titular de la pieza, entre ridículo y preocupante, rezaba así: “Gerona será un parque temático del soberanismo”.

«La fabulación le aleja de la realidad objetiva»

Lo que ocurrió luego ya es de dominio público. Puigdemont sustituyó a Artur Mas, vetado por las CUP para presidir la Generalitat. Al contrario que Mas y la plana mayor de la antigua Convergència, Puigdemont sí era un independentista de toda la vida. “Un hombre de piedra picada, un separatista de cuna”, según explicaba el presidente de ‘Empresaris de Catalunya’ hace unas horas en EsRadio. Josep Bou advierte que “resulta imposible entenderse con él, dice cosas sin sentido”.
El presidente de ‘Convivencia Cívica Catalana’ Francisco Caja tildaba en este mismo periódico a Puigdemont de “talibán con una formación intelectual y política ínfima, que suelta por su boca únicamente disparates de un tamaño descomunal”.
El psicólogo Víctor Pérez Velasco tiene publicada abundante bibliografía sobre la relación entre psicología y la política. La Gaceta ha hablado con él y asegura que el president no sufre ninguna psicopatología “aunque sí padece de delirio doctrinal”, esto es, “la fabulación le aleja de la realidad objetiva”. Pérez Velasco, sin embargo asegura que se trata de una personaje extrovertido, “aunque no tiene perfil de líder”. «Trabaja exclusivamente para su grupo de referencia”, para él es fundamental “el reconocimiento social de su grupo”, asegura el psicólogo.
Este periódico también se ha puesto en contacto con la psicopedagoga Pilar Muñoz Herranz, que describe al president como “rígido y obsesivo”, un personaje que encaja con el perfil de “caudillo mesiánico”. No en el sentido hispanoamericano, especifica, sino al modo español y occidental, “más solapado”. Se trata de un “autócrata democrático, un populista europeo” que seduce apelando a un pretendido movimiento social “horizontal”.
Descarta, como Pérez Velasco, la patología psicológica: “No es necesaria una psicopatía para ser un canalla social. Un narciso con un planteamiento rígido es igual de peligroso, y Carles Puigdemont es extraordinariamente rígido y obsesivo”.
 
Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, a contracorriente de la ideología dominante y desacomplejadamente comprometida con la dignidad humana, la unidad de España y la identidad de Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestro proyecto, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras, infórmate aquí.

TEMAS |
+ en
.
Fondo newsletter