«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
TRAS LOS GRITOS DE «TRAIDOR» A SÁNCHEZ

Sémper califica de «puñetera vergüenza» la «bronca» en el Congreso ante la aprobación de amnistía a los golpistas separatistas

El portavoz del PP, Borja Sémper. Europa Press

El secretario general de VOX en el Congreso, José María Figaredo, ha reprochado al vicesecretario de Cultura y portavoz del PP, Borja Sémper, que se lamentara el jueves por «una pequeña discusión» en la Cámara Baja y no se mostrara en cambio impactado por la aprobación de la Ley de Amnistía, ironizando con que quizás «habrá que ir a darle un abrazo».

Preguntado en una entrevista en Radio Libertad por la queja del dirigente del PP a causa de la bronca en el Congreso durante la votación de la amnistía entre la bancada de VOX y la de Sumar, Figaredo se ha mostrado «desolado» por «cómo se sentirá Borja Sémper por esa bronca del Congreso».

«Habrá que ir a darle un abrazo», ha añadido el diputado de la formación de Santiago Abascal, satirizando con que a Sémper «le haga sentir mal una pequeña discusión» pero que no le produzca impacto la aprobación de la amnistía, que supone perdonar a «los malos que cometen delitos si son cercanos al Gobierno».

Las declaraciones de Figaredo tienen lugar después de que el jueves Borja Sémper calificara como una «puñetera vergüenza» la bronca producida en la votación en la Cámara Baja de la medida de gracia pactada por el Gobierno y los partidos separatistas, y los gritos de «traidor» desde la bancada de VOX a Pedro Sánchez.

«Es una puñetera vergüenza lo que estamos viendo en demasiadas ocasiones en este Congreso de los Diputados, es lamentable, dan ganas de levantarse e irse», aseveró el dirigente del PP en reacción a la trifulca de VOX y Sumar a cuenta de la visita de Santiago Abascal a Israel para reunirse con su primer ministro, Benjamín Netayahu, para denunciar el golpe de Pedro Sánchez.

TEMAS |
+ en
.
Fondo newsletter