«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
EDITORIAL
|
22 de abril de 2024

Nefasto para España

Pello Otxandiano y Arnaldo Otegui. Europa Press

El resultado de las elecciones vascas de este domingo es nefasto para España porque el separatismo (conformado por los herederos de la banda terrorista ETA y el PNV) ha ganado las elecciones, continúa avanzando sin freno y tendrá una mayoría aplastante en la Cámara regional.

Los 27 escaños de Bildu son consecuencia del blanqueamiento sistemático —Borja Sémper (PP): «Hay que construir el futuro del País Vasco también con Bildu»; Óscar Puente (PSOE): «Son un partido progresista democrático»—, y de un censo electoral a la medida —200.000 vascos se vieron obligados a huir de su tierra por el terror etarra, y la hostilidad y la persecución ideológica del separatismo— que ha sido normalizado y aceptado por el PP y el PSOE con la colaboración de buena parte de los medios de comunicación.

En este contexto, vuelve a ser incomprensible que el Partido Popular reincida en su fallida estrategia contra su único socio, que mantuvo su representación y creció en votos (un 20% más), superando una vez más la manipulación de las empresas demoscópicas, que han vuelto a fracasar en su plan para orientar el voto y desalentar el apoyo a VOX.

Reconocer, como hizo anoche el exvicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Montesinos, que el objetivo era «acabar» con la tercera fuerza política de España, su aliado además en seis comunidades autónomas, es una irresponsabilidad que demuestra que no están a la altura mientras se refuerza el proyecto de ruptura de la unidad nacional, compartido por socialistas, separatistas y proetarras, que gestiona Pedro Sánchez desde La Moncloa.

TEMAS |

Noticias de España

.
Fondo newsletter