«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
El Ayuntamiento actuará ahora al amparo de la Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid

Más del 90% de los pisos turísticos de Madrid son ilegales: tan sólo 1.008 operan con licencia

Apartamentos turísticos de Madrid

El Ayuntamiento de Madrid hace público desde este lunes en su web oficial el listado de todos los pisos de uso turístico (VUT) que tienen licencia urbanística en la ciudad, con un total de 1.000 inmuebles (de los 13.502 que hay en la ciudad), la mayoría de ellos ubicados en los distritos Centro, Tetuán y Arganzuela.

Del millar de VUT que funcionan con licencia, el 15,67% se localiza en el distrito Centro (158); el 13,69% (138) en Tetuán; el 11,4% (115), en Arganzuela; el 10% (101), en Chamartín; el 7,83% (79), en Salamanca; el 6,25% (63) en Ciudad Lineal; el 5,55% en Carabanchel (56); el 5,15% (52), en Chamberí, y el 4,06% (41), en Puente de Vallecas, según han avanzado desde el área de Urbanismo, Medio Ambiente y Movilidad.

Además, el 3,57% (36) se ubican en Retiro; el 3,47% (35), en Fuencarral-El Pardo; el 3,37% (34), en Latina; el 2,87% (29), en Usera; el 2,18% (22), en Moncloa-Aravaca; el 1,68% (17), en Hortaleza; el 1,09% (11), en Moratalaz; el 0,59% en San Blas-Canillejas (6); el 0,49% (5), en Barajas; el 0,39% (4), en Villaverde; el 0,29% (3), en Vicálvaro, y el mismo porcentaje (3), en Villa de Vallecas.

Esta medida forma parte del plan de acción para equilibrar el mercado del hospedaje en la capital que presentó el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, el pasado 25 de abril. El plan, elaborado por el área que dirige Borja Carabante, contempla una batería de medidas para ordenar las viviendas de uso turístico que, en gran medida, funcionan en la ciudad de forma irregular.

Desde el actual Gobierno municipal consideran que el Plan Especial de Hospedaje (PEH) que el Ayuntamiento aprobó el 27 de marzo de 2019 no logró evitar su proliferación, y «el impacto de su expansión descontrolada contribuye a acelerar la desertización del centro, genera problemas de convivencia con los vecinos, reduce la vivienda residencial y afecta al turismo».

Para revertir estos problemas derivados del crecimiento irregular de VUT la capital adoptó algunas medidas para corregir la actividad sumergida. Entre ellas, destaca la suspensión temporal de las licencias municipales con carácter inmediato, el endurecimiento del régimen sancionador para aquellos propietarios cuyos inmuebles operen como VUT sin contar con autorización del Ayuntamiento o el refuerzo de la plantilla de inspectores.

El Consistorio también se comprometió a publicar un listado oficial de VUT con licencia y su ubicación real, además de lanzar una nueva regulación para las VUT con la Modificación del Plan General. La Modificación del Plan General implicará una redacción que sustituirá al vigente Plan de Hospedaje. El nuevo texto se elaborará con el objetivo de incrementar la oferta de vivienda residencial en la zona centro, atrayendo nuevos vecinos.

Sanciones de hasta 190.000 euros

El Ayuntamiento de Madrid no dispone de una normativa sancionadora específica para las VUT. Hasta ahora, el procedimiento que se sigue en caso de detección de funcionamiento irregular de una VUT que no se puede legalizar es el que se rige por la Ley 39/2015 de Procedimiento Administrativo.

Inicialmente, se ordena el cese de la actividad; si el propietario no acata la orden municipal y, posteriormente, se comprueba que continúa operando ilegalmente, se imponen multas coercitivas de 1.000, 2.000 y 3.000 euros (de los artículos 100 al 105).

A partir de ahora, cuando el Ayuntamiento de Madrid verifique que una vivienda se dedica a uso turístico sin contar con licencia para tal efecto, se actuará al amparo de la Ley del Suelo de la Comunidad de Madrid (LSCM).

+ en
.
Fondo newsletter