«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Albares ha declarado que no abandonará el esfuerzo hasta lograr la oficialidad del catalán en Europa

ERC y Junts intensifican la presión sobre Sánchez para oficializar el catalán en la UE: «Es una prioridad»

Puigdemont preside el acto de presentación del Gobierno del Consejo de la República

En el arranque de la campaña europea, ERC y Junts han intensificado la presión sobre el ministro de Exteriores, José Manuel Albares, tras una semana complicada para los socialistas en el Congreso. Aunque el PSC ganó las elecciones en Cataluña, la realidad de las frágiles alianzas se evidenció con el fracaso de dos leyes propuestas por falta de apoyo. Ahora, con elecciones europeas a la vista, Sánchez se verá obligado a mediar con los partidos separatistas que buscarán vender nuevos éxitos a su electorado a costa de España.

Tanto Sumar como ERC y Junts han endurecido sus posiciones, subrayando que su acuerdo con Moncloa era solo para la investidura, no para toda la legislatura. Exigen al gobierno que luche por cada propuesta, especialmente en la oficialización del catalán en la Unión Europea, una prioridad destacada en su agenda de Bruselas desde las elecciones generales y durante la presidencia española de la UE.

Ocho meses y cinco reuniones después de que el gobierno español propusiera por primera vez en el Consejo de la Unión Europea la oficialidad del catalán, gallego y euskera, el progreso sigue siendo insuficiente para los socios de Sánchez. La cuestión de la identidad nacional ha sido reiterada en los encuentros con los 27 Estados miembros y, aunque el gobierno asegura que la comprensión es cada vez mayor, no hay plazos definidos para la oficialidad, lo que ha llevado a Junts y ERC a endurecer su postura​.

Moncloa intenta calmar la situación reiterando su compromiso. El ministro José Manuel Albares ha declarado en Barcelona que no abandonará el esfuerzo hasta lograr la oficialidad del catalán en Europa. En un acto de Pimec, en presencia de Meritxell Serret, consejera de Acción Exterior, Albares enfatizó la necesidad de desplegar toda la capacidad diplomática para alcanzar este objetivo.

Toni Comín, cabeza de lista de Junts para las elecciones europeas, ha exigido la implicación directa del presidente Pedro Sánchez en las negociaciones, afirmando que no hay razones legales para frenar la oficialización del catalán, y que es un problema político que requiere el máximo esfuerzo diplomático del gobierno. Comín también advirtió sobre una posible repetición electoral en Cataluña si los socialistas no apoyan la investidura de Puigdemont, destacando que las fuerzas independentistas tienen más escaños que el unionismo progresista.

Finalmente, las recientes votaciones en el Congreso, con el fracaso de dos leyes clave por la falta de apoyo, han evidenciado la fragilidad de las alianzas del gobierno de Sánchez. La presión de ERC y Junts no sólo se centra en la oficialización del catalán, sino también en mantener el pulso político para que el gobierno busque consenso en cada propuesta legislativa.

+ en
.
Fondo newsletter