'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

La justicia veta la colocación de la ikurriña en el Ayuntamiento de Pamplona

La sentencia sostiene que el Ayuntamiento «carece de cobertura legal» para colocar esta bandera y que «tampoco la actuación es enmarcable dentro del principio del pluralismo político porque dicho principio no es superior al de legalidad».


El Juzgado contencioso administrativo ha anulado la colocación de la ikurriña en la fachada del Ayuntamiento de Pamplona el 6 de julio de 2017 con motivo del inicio de los sanfermines y ha impuesto al Consistorio el pago de 8.000 euros por costas.
Según ha informado UPN, que recurrió esta actuación junto a la Delegación del Gobierno en Navarra, la sentencia sostiene que el Ayuntamiento «carece de cobertura legal» para colocar esta bandera y que «tampoco la actuación es enmarcable dentro del principio del pluralismo político porque dicho principio no es superior al de legalidad».
Para el portavoz de UPN, Enrique Maya, «se trata de una nueva condena consecuencia de las obsesiones» del alcalde Joseba Asirón y de «su agenda nacionalista».
«Bildu y Geroa Bai, con la permisividad cómplice de Aranzadi/Podemos e IE, quieren imponer su nacionalismo vasco por encima de la inmensa mayoría de pamploneses, de la ley y de la propia historia de Navarra, despreciando nuestros símbolos e imponiéndonos unos ajenos», afirma Maya en un comunicado.
Y añade que en este caso «Asirón ocultó sus intenciones hasta el último momento por pura cobardía política, aunque todos sabíamos que lo haría» por los antecedentes de fiestas anteriores.
Por eso el dirigente de UPN pide al alcalde que «pague las costas de su bolsillo o del de Bildu» porque se acumulan ya «numerosas condenas en costas fruto de decisiones puramente políticas, y los ciudadanos no tienen por qué pagar sus obsesiones partidistas».

TEMAS |
+ en

Noticias de España

.
Fondo newsletter