'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Puigdemont carga contra la UE y el Gobierno por defender la legalidad

El expresidente de la Generalidad catalana, Carles Puigdemont, ha pedido este martes a la Unión Europea (UE) y al Gobierno de Mariano Rajoy el «compromiso» de aceptar los resultados electorales del próximo 21 de diciembre.

«Invito a todas las autoridades a asegurar la normalidad democrática en próximas elecciones, sin presos políticos, Policía ni represión», ha dicho Puigdemont en un acto con unos 200 alcaldes separatistas que han acudido a Bruselas para apoyar al cesado Gobierno catalán.
Puigdemont tomó la palabra al final del acto, al que acudió de manera inesperada acompañado por los cuatro exconsejeros cesados con los que se trasladó hace una semana a Bruselas, y ha calificado la aplicación del artículo 155 de un «golpe de Estado».
El expresidente de la región catalana no ha tenido reparos en señalar que «la democracia está en peligro» en España y se ha dirigido directamente a los presidentes de la Comisión Europea (CE), Jean-Claude Juncker, y del Parlamento Europeo (PE), Antonio Tajani.
«Señor Juncker, señor Tajani, ¿Es esta la Europa que nos invitáis a construir? ¿Una Europa con un Gobierno encarcelado? (…) ¿Aceptarán o no los resultados de los catalanes, si deciden apoyar al Parlamento?», dijo.
También ha pedido «escuchar el compromiso directo del Gobierno español y de Europa de respetar los resultados».
Por su parte los exconsejeros Clara Ponsatí, Antoni Comín, Mertixell Serret y Lluís Puig han reclamado la libertad para sus compañeros encarcelados en España.
«Hoy demostráis una vez más que todos somos un solo pueblo, un pueblo que defiende sus derechos, los derechos de las personas que queremos llevar adelante un proyecto político que persigue más bienestar, más progreso, un futuro de libertad y democracia», ha dicho a los alcaldes la exconsejera de Agricultura Meritxell Serret.
Por su parte, el exconsejero de Salud Antoni Comín ha dicho que «el camino puede que sea más largo de lo que pensábamos» y se ha dirigido a los líderes europeos para pedirles que no ignoren el desafío separatista.
En el mismo sentido, la exconsejera de Educación Clara Ponsatí ha instado a los dirigentes comunitarios y a los presidentes de Francia y Alemania, Emmanuel Macron y Angela Merkel, respectivamente, a no mirar hacia otro lado.
Ha señalado que unas elecciones libres «exigen la libertad de todos los presos políticos» y ha pedido la liberación de los ocho miembros del cesado Gobierno catalán en prisión.
El exconsejero de Cultura Lluis Puig ha agradecido las muestras de apoyo «de todo el mundo de la cultura» y de varias regiones españolas y ha pedido «más cultura, mejor democracia y más libertad».
Los cinco políticos catalanes están en libertad con medidas cautelares en Bruselas por decisión de un juez belga, después de que la Justicia española emitiera una Orden Europea de Detención y Entrega (OEDE) tras ser acusados de los presuntos delitos de sedición, rebelión y malversación de fondos públicos, entre otros.
Entre las medidas cautelares impuestas por el juez belga no hay ninguna en relación a las actividades políticas, pero sí tienen restringido salir de Bélgica, vivir en otro domicilio que el comunicado al juez o ausentarse de cualquier convocatoria ante la Justicia. Los cinco declararán ante el juez de primera instancia para decidir su entrega a España el 17 de noviembre.
El acto con los alcaldes separatistas se ha celebrado en una sala del Palacio de Bellas Artes de la capital belga («Bozar»).

Dicen que se han pagado el viaje, pero… ¿Y la sala?

Los alcaldes catalanes que han viajado a Bruselas para apoyar a Carles Puigdemont y sus cuatro exconsejeros han asegurado que han pagado de su propio bolsillo esta visita, aunque ni ellos ni los eurodiputados separatistas han respondido del pago de la sala del evento que celebrado este martes por la tarde.

Montoro confía en que hayan ido con su dinero

El ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, ha expresado su confianza en que los 200 alcaldes secesionistas que se han desplazado a Bruselas para tratar de internacionalizar el debate separatista lo hayan hecho a «título privado» sin emplear recursos públicos para este viaje.
«Quiero entender que han ido a título privado, evidentemente, y que no estarán utilizando recursos públicos en una acción de este tipo», ha añadido.
 
Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, a contracorriente de la ideología dominante y desacomplejadamente comprometida con la dignidad humana, la unidad de España y la identidad de Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestro proyecto, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras, infórmate aquí.

TEMAS |
+ en

Noticias de España

.
Fondo newsletter