PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

Sánchez usó un Super Puma del Ejército para asistir a la boda de su cuñado, en Logroño

Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

30 de junio de 2018. Un mes en el Palacio de La Moncloa ha sido suficiente para que el socialista Pedro Sánchez se sienta a gusto con su nueva condición de presidente del Gobierno. Y por eso, utiliza el Super Puma del Ejército -un avión militar asignado al presidente del Ejecutivo- para volar hasta la base aérea de Agoncillo para asistir a la boda de su cuñado.

De Moncloa a la base militar (en Logroño) para recorrer después 57 kilómetros en coche oficial hasta Aldeanueva de Cameros, donde se celebraba la boda. En coche desde Madrid hay un viaje de algo más de tres horas y media para completar el mismo trayecto.

La información, publicada este lunes por El Confidencial, confirma la afición del presidente Sánchez al helipuerto que tiene el complejo de La Moncloa y al uso de los Super Puma del 402 Escuadrón del Ejército del Aire destinados al traslado de importantes personalidades del Ejecutivo. «Desde Presidencia argumentan que el presidente del Gobierno lo es las 24 horas del día y que sus desplazamientos se valoran por «criterios operativos y de seguridad», señala el digital, que recuerda que «en los cuatro días anteriores al inicio de su gira política por varios países sudamericanos, Sánchez usó el helicóptero hasta en cinco ocasiones». «Casi todas las semanas coge el helicóptero», señalan fuentes vinculadas a la seguridad de La Moncloa.

Un ‘modesto’ medio de transporte que sólo cuesta a los españoles unos 5.000 euros la hora de uso.

Deja una respuesta