«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
No hay proporción entre los minutos en televisión y la representación en el Congreso

TVE no es neutral: Abascal es el noveno líder político en apariciones

El presidente de VOX, Santiago Abascal. VOX

No sabemos con exactitud cómo sería la correlación de fuerzas en el Parlamento en un escenario de neutralidad mediática, aunque no es difícil advertir peores augurios a quienes controlan –vía publicidad institucional– el mensaje. Si los medios no influyeran entonces sus dueños no se tomarían las molestias de promocionar a unos partidos en detrimento de otros.

Guste o no, los medios de comunicación –especialmente las televisiones– siguen marcando grosso modo la agenda, qué es lo admisible y de qué se puede hablar. Y lo hacen a pesar de que su capacidad persuasiva es menor que hace una o dos décadas por el auge de las redes sociales. De ahí que toda una generación de jóvenes ignore a Matías Prats, Ferreras o Carlos Herrera, pero sepa de sobra quiénes son Ibai Llanos o el Rubius.

Amortizada esta brecha generacional los dueños de los medios muestran una obsesión enfermiza por las encuestas, fenómeno creciente que explica la necesidad de adulterar el debate público. Su proliferación en las portadas de periódicos y televisiones persigue condicionar la agenda, influir en los partidos y orientar el voto. Cuando no hay noticias relevantes –o cuando conviene tapar otras– la noticia del día es un sondeo encargado a una empresa demoscópica. Da igual a cuál: todas son afines, pues el que paga manda.

Lo contrario a una encuesta son investigaciones basadas en datos –y no en opiniones– como el «Informe minutados GECA. Políticos y temáticas 2022«, que analiza la presencia de los líderes políticos y los partidos en los informativos de las principales cadenas generalistas. El estudio arroja resultados tan sonrojantes como esperados: no hay proporción entre los minutos aparecidos en televisión y la representación de cada formación en el Parlamento

Este desequilibrio beneficia al bipartidismo como demuestra el tratamiento otorgado por TVE. Mientras la representación del PSOE en el Congreso de los Diputados es del 34,28%, su cuota de aparición en los informativos de TVE es del 54,8%; la del PP es del 25,14%, mientras que en estos informativos es del 33,8%; la de Podemos es del 9,43% en el Parlamento y un 10,1% en pantalla. Por último, VOX apenas aparece un 1,3% en la televisión pública cuando su representación en el Congreso es del 14,86%.

Por su vocación de servicio público, el caso de TVE es especialmente sangrante. Así lo recoge el artículo 3.2 b) de la ley 17/2006, de 5 de junio, de la radio y la televisión de titularidad estatal, que señala que la entidad pública debe garantizar «información objetiva, veraz y plural, que se deberá ajustar plenamente al criterio de independencia profesional y al pluralismo político, social e ideológico presente en nuestra sociedad, así como a la norma de distinguir y separar, de forma perceptible, la información de la opinión».

Este compromiso con la neutralidad y la pluralidad también aparece en la letra c) del artículo 10 del mandato-marco a la corporación RTVE previsto en el artículo 4 de la ley 17/2006, de 5 de junio, que recoge que la programación de la cadena estatal deberá dar cabida a «todas las opciones y opiniones presentes en la sociedad española para la correcta valoración e interpretación de los hechos por los ciudadanos. Los puntos de vista a incluir vendrán delimitados por la representación institucional, social o económica de los testimonios y por el interés informativo».

Claro que las cosas no están mejor en las cadenas privadas. Sumando los minutos dedicados a los diez políticos que más aparecieron en televisiones generalistas durante 2022, los datos son igualmente reveladores: al PP le dedicaron 11.872 minutos, al PSOE 9.560 minutos, a Podemos 3.317 minutos y a VOX 467 minutos.

Aunque se argumente que no tienen la misma obligación de neutralidad que las públicas, las grandes cadenas Atresmedia y Mediaset no sobrevivirían sin las generosas inyecciones procedentes del Estado. Esto último, y no tanto la ideología que es casi inexistente en las altas esferas, explica que Santiago Abascal sea el noveno líder político que más apareció en los informativos de Antena 3 y La Sexta durante 2022 y el octavo en Telecinco. 

A continuación, los diez políticos que más aparecieron en Antena 3, La Sexta, Telecinco y TVE:

Antena 3: Pedro Sánchez, Feijoo, Yolanda Díaz, Ayuso, Irene Montero, Nadia Calviño, Félix Bolaños, Martínez Almeida, Santiago Abascal y Cuca Gamarra.

La Sexta: Pedro Sánchez, Ayuso, Feijoo, Yolanda Díaz, Irene Montero, Martínez Almeida, Félix Bolaños, Nadia Calviño, Santiago Abascal y Cuca Gamarra.

Telecinco: Pedro Sánchez, Feijoo, Ayuso, Yolanda Díaz, Irene Montero, Martínez Almeida, Félix Bolaños, Santiago Abascal, Nadia Calviño y Cuca Gamarra. 

TVE: Pedro Sánchez, Feijoo, Ayuso, Yolanda Díaz, Irene Montero, Nadia Calviño, Martínez Almeida, Félix Bolaños, Santiago Abascal y Cuca Gamarra. 

Es curioso que quienes repudian el populismo y dicen combatirlo desde el rigor con datos pasen por alto la tremenda desigualdad con la que los medios de comunicación despachan a los diferentes partidos. Este trato tramposo y parcial no suscita el menor comentario del periodismo sistémico que, en su versión más repelente, promete irse al extranjero si VOX llega al Gobierno. 

Por supuesto, no conviene tomar en serio a quienes creen que hablan a la historia de tú a tú con ese tono campanudo propio del que se da una importancia desmedida, ni a quien está convencido de que es Chaves Nogales perseguido por la Gestapo aunque se pase la vida en una tertulia. Que todo es una farsa y que no se irían a ningún lado ya lo demostraron los actores multimillonarios de Hollywood cuando aseguraron que abandonarían Estados Unidos si Trump era presidente.

Lo peor es que mientras nos reímos con sus fantasmadas, los bufones del régimen callan los abusos mediáticos propios de estados totalitarios.

+ en
.
Fondo newsletter