«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Bruselas tensa las relaciones con Londres y la factura de salida

100.000 británicos demandan la salida inmediata de la Unión

El secretario de Estado británico para el «brexit«, David Davis, afirmó hoy que sólo se logrará un consenso sobre la factura que deberá pagar su país por abandonar la Unión Europea (UE) «en el contexto y de acuerdo» con la nueva relación que establecerán las dos partes.

«El Reino Unido hará honor a los compromisos que ha hecho durante el periodo de su pertenencia (a la UE). Pero es obvio que lograr una conclusión sobre este asunto sólo se podrá hacer en el contexto y de acuerdo con una nueva profunda y especial relación con la UE», dijo Davis antes de iniciarse la cuarta ronda de negociación para el «brexit«.

Davis afirmó sobre el acuerdo financiero, «parte de la retirada fluida y ordenada del Reino Unido», que «no queremos que nuestros socios de la UE se preocupen sobre si tendrán que pagar más o recibir menos durante el resto del actual plan presupuestario (2014-2020), como resultado de nuestra decisión de irnos».

«Así que el Reino Unido está absolutamente comprometido a trabajar en los detalles», apuntó.

El jefe negociador británico dijo que están haciendo «propuestas concretas» y que «no hay excusas para interponerse en el camino del progreso».

Insistió en que será necesario «pragmatismo de ambas partes para avanzar», algo que confió en poder lograr esta semana de negociaciones en Bruselas, que concluirá el próximo jueves.

Por su parte, el jefe negociador de la UE para el «brexit«, Michel Barnier, calificó ante Davis de «muy constructivo» el discurso pronunciado por la primera ministra británica, Theresa May, el pasado miércoles en Florencia.

En esa declaración May pidió por primera vez un periodo de transición de dos años para su país en el mercado interior europeo cuando en marzo de 2019 se convierta en un Estado tercero.

«La UE está deseando entender mejor cómo el Gobierno británico traducirá el discurso de la primera ministra en posiciones negociadoras», indicó Barnier.

El político francés consideró ese paso «esencial» para «avanzar esta semana».

«Espero que hagamos verdaderos progresos en los próximos meses en los tres asuntos principales: (los derechos de) los ciudadanos, (la frontera con) Irlanda, el acuerdo financiero», concluyó.

En una rueda de prensa tras reunirse con ministros de los Veintisiete, minutos antes de dar la bienvenida a Davis para iniciar la ronda de negociaciones, Barnier ya había advertido de que para hablar de la futura relación será necesario «alcanzar progresos significativos» en esos tres puntos clave que componen la primera fase de las conversaciones.

Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, a contracorriente de la ideología dominante y desacomplejadamente comprometida con la dignidad humana, la unidad de España y la identidad de Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestro proyecto, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras, infórmate aquí

TEMAS |
+ en
.
Fondo newsletter