«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
La explosión deja al menos 30 heridos

Una bomba mata a un conocido periodista militar ruso en San Petersburgo

Europa Press

El periodista ruso Vladlen Tatarski, conocido por su especialización en temas militares, ha muerto este domingo tras una explosión ocurrida en una cafetería de San Petersburgo.

Otras 30 personas han resultado heridas, de las cuales 24 han sido hospitalizadas. Seis de ellas se encuentran graves, según el Ministerio de Sanidad ruso. Entre los heridos están la periodista Tatiana Liubina y un miembro del Regimiento Inmortal, una organización que conmemora la victoria militar soviética en la Segunda Guerra Mundial, Sergei Chaulin.

El Ministerio del Interior ruso ha confirmado la muerte de Tataski tras una deflagración ocurrida en una cafetería del paseo de la Universidad de San Petersburgo, informa la agencia de noticias rusa Interfax.

«La Policía del distrito de Vasileostrovski ha recibido información de una explosión ocurrida en la Casa 25 del paseo de la Universidad. Como consecuencia ha muerto una persona, el corresponsal de guerra Vladlen Tatarski. Otras 16 personas han resultado heridas y están recibiendo atención sanitaria», ha explicado el Ministerio en una nota de prensa de la sección para la región de San Petersburgo y Leningrado.

Los vídeos difundidos en redes sociales muestran a varias personas frente a la fachada de la cafetería e importantes daños materiales. Medios rusos han publicado que una mujer llevó la bomba hasta el lugar donde se encontraba Tatarski, que protagonizaba un encuentro con público.

Fuentes de las fuerzas de seguridad citadas por la agencia de noticias TASS han revelado que el explosivo utilizado tenía una potencia de unos 200 gramos de TNT y estaba compuesto también por metralla.

Tatarski, cuyo nombre real es Maxim Fomin, nacido en el Donbás, en el este de Ucrania, participaba en un «evento creativo» en la cafetería cuando le entregaron una figura que ocultaba el explosivo, según fuentes de TASS.

El reportero, calificado de «propagandista» por Ucrania, se hizo conocido fundamentalmente a través de su canal en Telegram, donde contaba con más de 560.000 seguidores, y a sus vídeos.

TEMAS |
+ en
.
Fondo newsletter