«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
El Partido Demócrata se hizo con el Estado de Georgia por 11.200 votos

La Junta Electoral de Georgia sanciona a un condado en el que arrasó Biden por irregularidades electorales

Trump reta a Biden a un debate de cara a las elecciones de EEUU

Investigaciones confirman que existieron irregularidades en las elecciones estadounidenses del 2020 que enfrentaron a Joe Biden y Donald Trump. Georgia, uno de los estados clave en el que los demócratas ganaron por tan sólo 11.200 votos, ha denunciado que el condado de Fulton violó la ley, imposibilitanto la tarea de certificar el resultado.

Curiosamente, en ese condado de Georgia arrasó Joe Biden por el voto emitido por correo. La investigación, que comenzó en 2022, ha revelado que los trabajadores electorales escanearon más de 3.000 papeletas dos veces. Sin embargo, los funcionarios señalaron que, a pesar de los errores cometidos hace cuatro años, el resultado final no habría cambiado.

Ahora, tras confirmar que violaron la ley, la Junta Electoral Estatal ha decidido amonestar y nombrar un monitor independiente para las elecciones de 2024. Y es que han reconocido que era evidente la existencia de 3.075 votos duplicados (aunque no pudieron determinar cuántos fueron contabilizados en el recuento). De un total de 524.659 votos, los resultados iniciales dieron 137.240 votos a Trump y 381.144 a Biden. Tras un recuento solicitado por los abogados del expresidente, éste recibió siete votos adicionales y Biden perdió 932.

Janice Johnston, miembro de la Junta Republicana, ha votado en contra de la moción y ha afirmado que las operaciones electorales del condado de Fulton necesitan más investigaciones: «Con más de 140 violaciones de las leyes y reglas electorales, sería una farsa no remitir esto al Fiscal General y dejarlo pasar».

«No se aseguró correctamente ni se documentó de forma segura y fiable la autenticidad de los votos provenientes de los buzones. Además, el trabajo de mantenimiento ha sido pésimo«, afirma Johnston enumerando algunas de las leyes saltadas e insistiendo en que la sombra de duda sobre este condado será difícil de borrar.

Además, ha recordado que muchos de los vídeos grabados con las cámaras de seguridad durante la jornada electoral han sido, sospechosamente, borrados: «No se han encontrado unas 380.000 imágenes digitales de los votos en el día de las elecciones, lo que es una grosera negligencia«, ha apuntado.

«Si esta es la forma de manejar un proceso electoral, entonces ninguna elección debería certificarse. No hay manera de que este proceso ni sus recuentos hayan sido certificados», ha concluido.

+ en
.
Fondo newsletter