Xavier Horcajo: 

El tobogán de Artur Mas

Opinión
Xavier Horcajo