«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

¿Quién le corta el pelo al empleo público?

Hemos salido de la crisis, con el expolio fiscal más grave producido en Europa desde que los alemanes decidieron financiar la “compra” de la RDA a peso. Allí hubo apelación a trabajar un tiempo gratis para la “reunificación”. Es España ha sido, si cabe peor, nos hemos hecho varios cortes de pelo, para no caernos del tren de las economías con futuro, sin resolver el problema de desempleo. El gran drama nacional. Por el camino hemos visto reducciones de regionales en Francia de la mano de Vallas, fusiones de ayuntamientos en Italia o en Grecia, en España, solo recordamos un caso. El Gobierno del PP, que no tuvo contemplaciones en meternos la mano en la cartera, fue flojo en ajustar el gasto de lo público, las reducciones han sido “vegetativas” y forzadas por la falta de dinero en los presupuestos.

Con la aparición de los primeros datos positivos de nuestra economía (aun incipientes) los ayuntamientos españoles han vuelto a incrementar el personal a su servicio. Sus empleados vuelven a situarse en niveles comparables a los que presentaban al final de del 2011, es decir en lo mismo que había antes del ajuste de lo público, por otra parte escaso.

Nadie ha creído que el Gobierno de Rajoy se impusiera la obligación de reparto del coste de la crisis entre lo privado y lo público. Los recortes del gasto público nunca fueron parejos a los recortes a los autónomos, a los empleados de empresas privadas. Siempre dio la sensación de que el recorte de lo público –en un país con abuso de administraciones, incluso con funciones duplicadas por todas partes—quedaba en el fondo del cajón quizás a la espera de que la recuperación permitiera obviarlo. Aun incluso desoyendo los consejos de Europa y del FIM a la hora de reducir el déficit y la deuda española.

En el ámbito autonómico, Cataluña, Navarra, Región de Murcia, Islas Baleares y la Comunidad Valenciana han vuelto a niveles de empleo de cuando comenzó la crisis.

TEMAS |
.
Fondo newsletter