«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

León XIII sobre la lengua pensaba en los catalanes de hoy

/p>

Para que aprendan los obispos y curas catalanes, es bueno recordar un documento del Papa León XIII, titulado Reputantibus, donde se dirige a los fieles de Bohemia y Moldavia, donde a principios del siglo XX tenían problemas linguisticos.

“La situación es sería -decía León XIII- porque mientras el catolicismo está expuesto al odio y la astucia de enemigos externos, asuntos domésticos también lo dividen. (…) Semillas de discordia crecen diariamente entre los mismos católicos.

(…) El disenso más fuerte, especialmente en Bohemia, se halla en las lenguas que cada persona emplea según su origen. (…) Hemos decidido abstenernos de resolver esta controversia. (…) Es tarea de los encargados del Estado preservar intactos los derechos de los individuos, de modo que el bien común de la nación se asegure y se le permita florecer. (…) Nuestra tarea nos manda tener constante cuidado de que la religión (…) no sea puesta en peligro por controversias de esta naturaleza. Por consiguiente, exhortamos seriamente a vuestros fieles, aunque sean de varias regiones y lenguas, a preservar esa amistad tanto más excelente que nace de la comunión de la fe y los sacramentos comunes. (…) Sería realmente desgraciado que los que están unidos por tantos vínculos sagrados y están buscando la misma ciudad celeste sean divididos por razones terrenales. (…) Los fieles, sin duda, deben reconocer de hecho y en la práctica que a los ministros de la Iglesia sólo les conciernen los negocios eternos de las almas. (…) Los ministros de los sacramentos advertirán más eficazmente a los fieles de que no excedan los límites preservando y defendiendo los derechos justos de cada raza, o no violentar la justicia por excesivo partidismo y pasar por alto las ventajas comunes del Estado. (…) Que Dios, que es Amor, (…) conceda que con humildad todos piensen en los demás más que en sí mismos, que no busquen sus propios intereses sino los de los demás.”

 

TEMAS |
.
Fondo newsletter