El Gobierno socialcomunista retira los nombres de Ramón y Cajal o Marañón de los Premios Nacionales de Investigación

LA DECISIÓN INDIGNA A LA COMUNIDAD CIENTÍFICA
El ministro de Ciencia, Pedro Duque. Europa Press

El Ministerio de Ciencia ha decidido borrar los nombres de ilustres científicos de los Premios Nacionales de Investigación para sustituirlos por el mera denominación de la especialidad galardonada. Se trata de los galardones que cada año premian a investigadores de nacionalidad española que estén realizando una labor destacada en campos científicos de relevancia internacional y que contribuyan excepcionalmente al avance de la ciencia.

Así consta en una orden del Ministerio de Ciencia publicada el pasado mes de marzo en la que se realiza «una reestructuración» de los premios, aunque, según fuentes del Ejecutivo, no tiene relación con la decisión del Ministerio de Transportes de no permitir que el aeropuerto de Murcia lleve el nombre de Juan de la Cierva, en virtud de la Ley de Memoria Histórica.

Los Premios Nacionales de Investigación, creados en 1982, suponen el reconocimiento más importante de España en el ámbito de la investigación científica y cuentan con una cuantía de 300.000 euros.

El pasado 17 de mayo se procedió a entregar la última convocatoria de estos premios, correspondientes a 2020, todavía con su antigua denominación, pero en la convocatoria de 2021, que se entregará en 2022, recibirán su nueva denominación por áreas.

A partir de ahora, el Premio Nacional Santiago Ramón y Cajal pasará a llamarse de Biología, el Premio Ramón Menéndez Pidal, de Humanidades, el Premio Juan de la Cierva, de Transferencia de Tecnología; y el Premio Gregorio Marañón, de Medicina. Cada modalidad de premio contará a su vez con dos categorías: reconocimiento a la excelencia de la carrera investigadora y reconocimiento a la excelencia en las primeras etapas de la carrera investigadora, cuyo objetivo es reconocer el mérito de investigadores españoles menores de 40 años.

La decisión ha disgustado a la comunidad científica, que la ha tildado de «indigna» y ha denunciado que estos premios suponían un homenaje a las brillantes trayectorias de los ilustres científicos y que ahora supone un gran desprestigio. «Extirpar nombres relevantes de la historia de la Ciencia y la Tecnología en España equivale a amputar algo de lo más valioso que una sociedad tiene», ha afirmado el catedrático de Microbiología y expresidente del Consejo Superior de Investigaciones Científicas, César Nombela.

El líder de VOX, Santiago Abascal, también ha censurado la decisión: «El Gobierno de la amnesia histórica. Cuando no piden perdón por el pasado, lo reinventan, lo tergiversan o lo borran conforme a sus delirios».

Deja una respuesta