«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
El mayor descenso desde 2020

La Seguridad Social pierde 231.250 afiliados en enero

Entrada al Ministerio de Trabajo y Economía Social. Europa Press

La Seguridad Social perdió una media de 231.250 cotizantes en enero respecto al mes anterior (-1,1%) por el fin de la campaña navideña, lo que se notó especialmente en la hostelería y el comercio, sectores donde la ocupación retrocedió en el arranque del año en 46.000 y 45.000 personas, respectivamente.

Tras el retroceso de enero, el número de afiliados medios se situó en 20.604.761 cotizantes, según datos publicados este viernes por el Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones.

El descenso de afiliados medios de enero de este año es el mayor desde 2020, cuando se perdieron algo más de 244.000 ocupados. En 2023, la afiliación bajó en enero en 215.047 personas, mientras que en 2022 y 2021 se perdieron 197.750 y 218.953 ocupados, respectivamente.

Baja la ocupación entre extranjeros

El descenso mensual de afiliados medios en enero afectó más a las mujeres, que perdieron en el mes 119.879 cotizantes respecto a diciembre de 2023 (-1,2%), frente a un retroceso del empleo masculino de 111.371 ocupados (-1%).

Con esta caída, el número de varones ocupados finalizó enero en 10.868.382 cotizantes, en tanto que la cifra de mujeres trabajadoras se situó por debajo de los 9,8 millones tras tres meses consecutivos por encima de esta cota. En concreto, enero se cerró con 9.736.379 ocupadas, el 47,3% del conjunto de afiliados y la mayor cifra en este mes dentro de la serie histórica. Son casi 300.000 trabajadoras más que en enero de 2023.

«Cantidad y calidad en la creación de empleo siguen siendo una de las principales características del cambio estructural que se consolida en nuestro mercado laboral. Destaca especialmente este comportamiento entre las mujeres. Hay más mujeres que nunca trabajando y sus bases de cotización crecen más que las de los hombres. De esta forma avanzamos en la reducción de la brecha de género», ha destacado la ministra de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, Elma Saiz.

Por su parte, la afiliación media de extranjeros descendió en enero en 37.183 cotizantes, un 1,4% menos respecto al mes anterior, hasta situarse en 2.631.593 ocupados.

Hostelería y comercio lideran la caída

Por regímenes, el General, el más numeroso del sistema, perdió 212.942 afiliados medios en enero (-1,2%), hasta un total de 17,21 millones de ocupados, mientras que el Régimen de Autónomos (RETA) restó 16.949 afiliados a sus filas (-0,5%), lo que situó el total de cotizantes por cuenta propia en 3.327.419.

Dentro del Régimen General, el fin de la campaña de Navidad llevó a la hostelería a protagonizar la mayor caída de la ocupación al perder 46.594 cotizantes respecto al mes anterior (-3,4%). Le siguieron el comercio, con 45.093 afiliados menos (-1,7%), y las actividades administrativas, que perdieron 42.552 ocupados (-3%). Por su parte, el Sistema Especial Agrario restó 16.315 afiliados en el primer mes del año (-2,3%), y el del Hogar sufrió 1.430 bajas (-0,4%).

El Ministerio ha subrayado que el crecimiento de la afiliación respecto al nivel previo a la pandemia es «especialmente intenso» en sectores de alto valor añadido, como informática y telecomunicaciones, que cuenta con un 25,9% más de afiliados que antes del Covid, o actividades profesionales, científicas y técnicas, donde la ocupación ha aumentado un 16,5%. De hecho, según Seguridad Social, uno de cada cinco nuevos afiliados, esto es, 325.000 personas, se han incorporado a estos dos sectores «altamente productivos» desde que finalizó la pandemia.

Muchos de estos empleos han sido ocupados por jóvenes. Desde el nivel anterior al Covid, la afiliación a la Seguridad Social de los menores de 30 años se ha incrementado un 14,5%, cinco puntos por encima del aumento medio de la ocupación, crecimiento que se eleva hasta el 51% en informática y comunicaciones, al 33,3% en actividades profesionales, científicas y técnicas, y al 30,9% en actividades sanitarias.

La temporalidad, en mínimos según los datos oficiales

Según el Ministerio, los datos de enero reflejan los efectos positivos de la reforma laboral sobre la estabilidad del empleo y la mejora de su calidad desde que esta norma entró en vigor hace dos años. Así, el porcentaje de afiliados con contrato temporal se mantuvo en enero en el 13%, mínimo histórico, frente a la media del 30% de antes de la reforma laboral. En el caso de los menores de 30 años, la temporalidad se ha reducido en 33 puntos, hasta el 20%.

Al mismo tiempo, la Seguridad Social contabiliza ahora casi 3,1 millones de afiliados más con contrato indefinido que en diciembre de 2021, último mes antes de la entrada en vigor de la reforma laboral. En el último año, los afiliados con contratos indefinidos a tiempo completo han aumentado un 5,3%, por encima de los de tiempo parcial (+4,9%) y los fijos-discontinuos (+1,7%).

El Ministerio también ha remarcado que, en comparación con los grandes países europeos, la creación de empleo en España desde el nivel anterior al Covid ha aumentado un 7,9%, por encima de las tasas de Francia (+4,8%) y Alemania (+1,3%). Lo mismo sucede si se atiende a la ganancia de ocupados desde que se inició la guerra en Ucrania: mientras que en España el empleo ha crecido un 5,9%, en Francia y Alemania lo ha hecho menos de un 2%.

El «fuerte dinamismo» del mercado laboral y la mejora de la calidad del empleo han llevado a que los ingresos por cotizaciones registren hasta noviembre (último dato disponible) un incremento interanual del 10,3% (+8,3% si se excluyen las cuotas procedentes del Mecanismo de Equidad Intergeneracional, en vigor desde enero de 2023).

Andalucía lidera el descenso de afiliados

La afiliación media bajó en enero en todas las comunidades autónomas. Los mayores descensos, en términos absolutos, se registraron en Andalucía, que perdió 43.624 afiliados; Cataluña (-34.912 ocupados); Comunidad Valenciana (-34.572 cotizantes), y Madrid (-28.135).

En términos relativos, los mayores retrocesos mensuales de la ocupación media fueron para Extremadura (-1,97%), Comunidad Valenciana (-1,6%) y Baleares (-1,4%).

Por otra parte, el Ministerio ha informado de que los trabajadores en ERTE por causas económicas, técnicas, organizativas o de producción (ETOP) se situaron al finalizar enero en 9.230. En total, a 31 de enero había 10.433 trabajadores en ERTE, de los que 9.230 estaban en un ERTE-ETOP y 1.203 en un ERTE por fuerza mayor.

.
Fondo newsletter