«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
EDITORIAL
|
6 de junio de 2023

El hombre de Petro y el ‘hijueputa’ de Prisa

El hasta hace unos días embajador de Petro en Caracas, el 'conseguidor' Armando Benedetti, y el presidente venezolano, Nicolás Maduro (Pedro Rances Mattey / dpa)

No nos equivocábamos —nunca lo hacemos cuando andan el Foro de Sao Paulo y el Grupo de Puebla de por medio—, cuando hace apenas unas semanas escribimos que no pasaría mucho tiempo antes de que tuviéramos la posibilidad de comenzar la retirada de las condecoraciones concedidas por Pedro Sánchez y por el alcalde de Madrid al indigno presidente de Colombia y exterrorista del sanguinario M-19, Gustavo Petro.

Dijimos que sólo debíamos sentarnos a esperar. Y la espera ha sido corta gracias a la filtración de unos audios en los que el hasta hace unos días embajador colombiano en Venezuela, Armando Benedetti, reconoce que consiguió 15.000 millones de pesos (alrededor de 3.200.000 euros) para financiar —de manera ilegal como se desprende de las grabaciones— la campaña electoral que dio la Presidencia de Colombia a Gustavo Petro.

Mientras la Justicia colombiana investiga estas revelaciones que apuntan a un delito electoral de financiación ilegal penado con entre cuatro y ocho años de cárcel, la Cámara de Representantes colombiana se ha apresurado a paralizar todas las reformas legislativas impulsadas por el Gobierno de Petro, lo que prueba, sin matices, la gravedad de el mayor escándalo institucional de la historia reciente de Colombia. Un escándalo por encima incluso del famoso «Proceso 8.000» que acusó al entonces presidente Ernesto Samper, luego fundador del Grupo de Puebla, de haber recibido dinero del narcotraficante Pablo Escobar para financiar su campaña electoral.

Sin reserva alguna, La Gaceta seguirá de cerca este escándalo que refuerza la exigencia de Foro Madrid de anular de manera inmediata la elección de Gustavo Petro por la suma de irregularidades que impidió a los colombianos participar en unos comicios limpios, libres y transparentes.

Pero todavía hay más. Los audios del embajador de Petro en Caracas revelan que los contactos de Benedetti no se limitaron a sus reuniones venezolanas, sino también, y citamos de manera textual: «traje al hijueputa (sic) de Prisa». Sin duda, el conseguidor de Petro se refiere al Grupo Prisa, propietario de varios medios de comunicación en Colombia y con vínculos sólidos a través del fondo Amber Capital con la empresa Indra. Como es sabido, pero poco recordado, Indra es la empresa que suministró, gracias a un contrato de 27.000 millones de pesos, el programa informático de escrutinio de una elección plagada de irregularidades en el conteo que ganó Petro.

Por todas estas coincidencias, además de por el recuerdo de la intensa actividad periodística que la plana mayor de esta empresa española de comunicación desarrolló en Colombia durante 2022 en favor de la candidatura de Petro, el Grupo Prisa haría bien en explicar sus reuniones con el hombre de Petro en Caracas y qué pinta en el escándalo de (presunta) financiación ilegal de la campaña que llevó al exterrorista del M-19 a la Presidencia de Colombia.

Noticias de España

.
Fondo newsletter