«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
EXIGE UNA MODIFICACIÓN URGENTE

García-Gallardo exige en Bruselas que se escuche a los ganaderos y se flexibilice el reglamento de saneamiento animal

Juan García-Gallardo, vicepresidente de la Junta de Castilla y León, en Bruselas. CyL

El vicepresidente de la Junta de Castilla y León, Juan García-Gallardo, ha llevado este jueves a Bruselas la petición de los ganaderos de una «necesaria e imprescindible» flexibilización del reglamento comunitario de saneamiento animal porque «está ahogando al sector».

Así, ha presentado a la responsable de Sanidad Animal de la Comisión Europea (CE), Joanna Stawowy, dependiente del equipo que lidera el comisario europeo de Agricultura y Desarrollo Rural, Janusz Wojciechowski, ocho medidas para flexibilizar los controles veterinarios sin comprometer las garantías sanitarias. El Gobierno autonómico busca con estas propuestas conseguir el aval comunitario a las reivindicaciones más acuciantes del sector.

García-Gallardo, que ha estado acompañado del consejero de Agricultura, Ganadería y Desarrollo Rural, Gerardo Dueñas, y la directora general de Producción Agrícola y Ganadera, Teresa Rodríguez, ha manifestado que la Junta de Castilla y León «va a estar siempre del lado de los ganaderos para defender sus reivindicaciones».

Así, ha insistido en que la normativa comunitaria del reglamento del año 2020 que afecta en todas las cuestiones de tuberculosis bovina es un «error total» porque «no está logrando erradicar la tuberculosis y además está ahogando a nuestros ganaderos abocándoles al cierre». «Si esto sigue así, los ganaderos de Salamanca y del resto de Castilla y León van a tener que cerrar sus explotaciones», ha agregado. «Esta cuestión nos preocupa mucho y la Comisión es perfectamente consciente», ha señalado Gallardo, antes de recordar que en España cierran al día dos explotaciones ganaderas, un drama que afecta a la economía y «limita la soberanía alimentaria».

El vicepresidente ha manifestado que «no hay derecho» a que «por un falso positivo» haya que detener los movimientos de «toda una cabaña ganadera». «Hemos hecho todo lo que ha sido posible. Ahora le toca a la Comisión flexibilizar ese reglamento del año 2020. Desde la Junta, ateniéndonos a nuestras competencias, no podemos hacer más», ha lamentado, antes de recordar que es la tercera vez que viaja a Bruselas «con las reivindicaciones de los ganaderos» para reunirse con el equipo del comisario Janusz Wojciechowski.

«Tenemos una de las regiones más ganaderas de toda España. Los ganaderos están en situación crítica y límite, no sólo por la sequía, también por la guerra de Ucrania y la inflación. El aumento de los costes fijos está ahogando a los ganaderos, y toda la normativa comunitaria y nacional no se lo pone nada fácil», ha enfatizado.

En este sentido, ha admitido que desde la Comisión Europea «son conscientes» de que «no están funcionando todas estas imposiciones verdes para los ganaderos» y ha tildado de «positiva» la reunión: «Nos abre una pequeña puerta al optimismo para que se revise el reglamento en los próximos meses«.

+ en
.
Fondo newsletter