«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
PIDE A LA JUEZ QUE REABRA LA CAUSA POR "AMENAZAS GRAVES" AL PRESIDENTE

La Fiscalía recurre el archivo de la denuncia del PSOE por la piñata de Ferraz

Piñata que el PSOE considera que representa a Pedro Sánchez. Europa Press.
Piñata que el PSOE considera que representa a Pedro Sánchez. Europa Press.

La Fiscalía Provincial de Madrid ha presentado un recurso de reforma contra la decisión del Juzgado de Instrucción Número 26 de Madrid de archivar la investigación relativa a una piñata que el PSOE considera que representaba a Pedro Sánchez, utilizada en Nochevieja en los aledaños de la calle Ferraz, donde se encuentra la sede nacional del partido.

Así lo ha confirmado este jueves el Ministerio Público en una nota informativa en la que precisa que recurre el archivo al considerar que los hechos suponen un ataque «personal» dirigido contra en el presidente del Gobierno y líder socialista, «que han tenido como objeto menospreciar, amedrentar y vilipendiar a la persona de este último, no encontrándose amparados por el derecho a la libertad de expresión».

Para la Fiscalía, los hechos denunciados, «sin perjuicio de su calificación jurídica definitiva», podrían ser constitutivos de unas amenazas graves, concurriendo la agravante de discriminación por razón de ideología.

Además, el Ministerio Público sostiene que del examen de las actuaciones podría apreciarse que no se trata «únicamente» de unas meras amenazas, «porque además constituirían un claro y manifiesto ataque al principio de igualdad y no discriminación», al ser llevada a cabo la acción por no aceptar la ideología de la víctima y del colectivo al que representa.

Asimismo, considera que el lugar elegido para llevar a cabo el apaleamiento —frente a la sede del partido que preside— junto con expresiones como las de «hay que quemar Ferraz» no responden a una acción «espontánea». A su juicio, hubo una preparación, con el encargo y elaboración de un muñeco que representara a Sánchez y con una soga que tuviera el largo suficiente para poder ser colgado desde un semáforo.

La Fiscalía entiende que los hechos investigados no pueden encontrarse amparados en el genérico derecho a la libertad de expresión, en su vertiente de materia política o la libertad de crítica.

Defiende que tampoco puede servir para sustentar que la convocatoria donde se produjeron estos hechos estuviera autorizada por la Delegación del Gobierno, «ya que el objeto de la convocatoria nada tenía que ver con lo ocurrido». Según recalca, el permiso se solicitó para la celebración del año nuevo desde dicho lugar de una forma pacífica, «lo que se aleja de lo recogido por las imágenes unidas a las actuaciones».

Así las cosas, pide a la juez que rectifique su decisión y dicte una nueva resolución en la que acuerde una serie de diligencias: que oficie a la Brigada Provincial de Información para que complete la investigación de los hechos para determinar la identidad de los responsables de la elaboración y colocación del muñeco que fue colgado y que se informe de su posible vinculación con grupos violentos o movimientos de ideologías extremistas.

Cabe recordar que la jueza Concepción Jerez acordó archivar la investigación el pasado viernes 16 de febrero al considerar que los hechos no eran constitutivos de delito. «La falta de educación no es delito», acuñó. La titular del juzgado indicó que las expresiones vertidas ese día no constituía incitación al odio ni al presidente del Gobierno ni al PSOE y por tanto no debían ser perseguidas» por la Justicia.

+ en
.
Fondo newsletter