«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
el sábado sánchez cogió el super puma para viajar a los goya, y no a barbate

Sánchez declaró luto oficial por Jacques Delors, pero se niega a homenajear a los guardias civiles asesinados

El secretario general del PSOE y presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Europa Press.

El Gobierno de España se ha negado a homenajear a Miguel Ángel González y David Pérez, los dos guardias civiles asesinados el pasado viernes por la noche. De madrugada, con nocturnidad y gritos de apoyo, un grupo de narcoterroristas terminaron con la vida de dos agentes. Pedro Sánchez entonces cogió el Super Puma, pero no para viajar inmediatamente a Barbate, sino para volar a la gala de los Goya en Valladolid.

Muchos no se explican el desdén del presidente del Gobierno por las víctimas del terrorismo, dado que no ha viajado todavía a la localidad gaditana para mostrar su apoyo a los familiares, y tampoco se ha pronunciado sobre el asesinato de los guardias civiles. Una indiferencia que ha llevado a muchos a denunciar que no se hayan declarado días de luto oficial por los dos agentes españoles fallecidos.

Mientras toda España se vuelva con la Benemérita y se suceden los homenajes de ayuntamientos, comunidades autónomas, instituciones y demás asociaciones de la sociedad civil, el Gobierno desprecia a los guardias civiles. Funerales celebrados por obispos, minutos de silencio, mensajes de la Casa Real y aplausos en todo el país no han valido para que el Gobierno decrete luto oficial y mande ondear las banderas oficiales a media asta.

España, sin embargo, ha vivido dos días de luto oficial sin que muchos de los españoles lo supieran. Tras el fallecimiento del socialista francés Jacques Delors, el presidente Sánchez declaró el luto oficial junto al Gobierno socialista de Portugal. El 31 de enero las banderas ondearon a media asta en los cuarteles militares, edificios oficiales, buques de la Armada y cuarteles de la Guardia Civil. Esta semana, sin embargo, las banderas han vuelto a subir, reflejando la indignidad de un Gobierno que tampoco para de crecer.

+ en
.
Fondo newsletter