PUBLICIDAD
PUBLICIDAD

El Gobierno de Sánchez gastó más de 12 millones de euros en rehabilitar embajadas en el inicio de la crisis por la pandemia

Bajo la dirección en Exteriores de González Laya
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez. Europa Press

El Ministerio de Asuntos Exteriores, UE y Cooperación gastó más de 12 millones de euros en 2020 en obras para rehabilitar y modernizar algunas de las embajadas y dependencias diplomáticas de España en el extranjero.

En concreto, el importe destinado a este fin durante 2020, año en el que la titular del Ministerio era Arancha González Laya, fue de 12.071.865,45 euros, según la respuesta del Gobierno a una pregunta parlamentaria de VOX.

Exteriores ha explicado que se acometieron «obras de muy diversa naturaleza y entidad en labores como rehabilitación, modernización de los sistemas eléctricos y de aireación, de refuerzo de la seguridad, de aislamiento y de revestimiento».

El objetivo de las mismas fue «garantizar el buen estado y operatividad necesarios para el adecuado cumplimiento de los fines a los que sirven los inmuebles e instalaciones de las representaciones diplomáticas y oficinas consulares de España» en todo el mundo.

En cuanto a las embajadas y oficinas que han requerido la realización de obras durante el año pasado, por las que también se interesó VOX en una segunda pregunta parlamentaria, el Gobierno ha especificado que fueron un total de 25.

En África, se efectuaron obras en las embajadas en Costa de Marfil, Ghana, Argelia, Gabón, Kenia, Cabo Verde y Marruecos, mientras que en América hubo intervenciones en Paraguay, Brasil, Venezuela, Perú, Panamá, Ecuador, República Dominicana y Estados Unidos.

Por lo que se refiere a Europa, se acometieron obras en las legaciones en Alemania, Suiza, Irlanda y Polonia, así como en la Embajada ante la Santa Sede. En el caso de Italia, hubo intervenciones tanto en la Embajada en Roma como en la Real Academia de España en la capital italiana. Por último, en Asia, se ejecutaron contratos de obra en Jordania, Pakistán y China.

Deja una respuesta