«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
HUNGRÍA HA ACOGIDO YA A MÁS DE 500.000

El pequeño pueblo de Beregsurány (Hungría) se vuelca con los refugiados ucranianos: recibe cada día más de 400

Centro de atención de refugiados ucranianos en Hungría. La Gaceta de la Iberosfera

Hungría es el segundo país del mundo, por detrás de Polonia, que ha acogido un mayor número de refugiados ucranianos desde que el inicio de la invasión rusa en Ucrania.

Más de 500.000 han sido acogidos desde el pasado 24 de febrero en Hungría, una nación que reaccionó de manera ejemplar e inmediata a la crisis humanitaria. Todavía hoy, más de un mes después desde el comienzo de la guerra, cientos de ucranianos cruzan la frontera cada día en busca de refugio.

El pueblo de Beregsurány, al noreste del país, es uno de los cinco puntos de entrada a Hungría. Diariamente llegan más de 400 refugiados. Desde la frontera, son trasladados en autobús al centro de acogida donde son atendidos para después continuar con su traslado a otras zonas del país.

En esta pequeña aldea de apenas 600 habitantes, la ayuda y el operativo del Gobierno que dirige el primer ministro, Viktor Orbán, ha sido imprescindible para organizar el auxilio a los ucranianos.

Desde el centro de acogida que coordina Magyar Maltai Szeretetszolgálat —y que ha sido visitado por Orbán dos veces en un mes— aseguran que, pese a las recientes críticas que el presidente de Ucrania, Volodimir Zelensky, ha lanzado contra Hungría, las relaciones entre ambos países son más fuertes que nunca y la ayuda húngara a quienes huyen de la invasión rusa está garantizada.

Desde el Ejecutivo aclaran que la acogida de refugiados ucranianos no implica un giro en la política inmigratoria de Fidesz. «Somos el país más seguro cercano para los ucranianos, pero no para los inmigrantes que vienen del sur».

.
Fondo newsletter