La incertidumbre y la especulación se apoderan de Perú al culminarse el recuento de actas

EL COMUNISTA INTENTA calmar A LOS INVERSORES, PERO HAY MIEDO A SU GESTIÓN

La incertidumbre, especulación y estrés económico se han apoderado del país debido a la polarización política y social, incluso antes de la primera vuelta de las elecciones generales. El lunes, tras el recuento de votos por la Oficina Nacional de Procesos Electorales (ONPE) que arrojaron un eventual triunfo del ultraizquierdista Pedro Castillo (Perú Libre), los mercados financieros se hundieron.

De acuerdo con América Economía, la moneda y los bonos del Perú se han resentido desde que el candidato de Perú Libre, que promete un mayor control estatal de la inversión privada en la industria minera, energética y de telecomunicaciones del país, obtuviera una sorpresiva victoria en la primera vuelta el pasado 11 de abril, superando a la derecha peruana que se había dividido entre la populista Keiko Fujimori, el conservador Rafael López Aliaga y el liberal Hernando de Soto.

Ante la posibilidad de fuga de capitales y el desplome de la economía peruana por la amenaza del comunismo bolivariano, Pedro Francke, economista vinculado al partido de izquierda globalista Juntos por el Perú (JP) -y ahora portavoz en temas económicos de Perú Libre-, dijo a Reuters que, si Castillo es proclamado ganador, mantendrán una economía de mercado.

“La idea básica es que se mantendría una economía de mercado, no es una idea de intervencionismo masivo del Estado en la economía”, dijo.

Los peruanos de a pie y los inversionistas a la expectativa

Al 100% de las actas procesadas por la Onpe, el candidato de Perú Libre obtuvo el 50.198% de los votos emitidos a nivel nacional, mientras que Keiko Fujimori (Fuerza Popular) logró 49.802%.

Debido a los temores bastante comprensibles que provoca un eventual gobierno de Pedro Castillo, sobre todo luego que el Poder Judicial (PJ) anuló la condena por cuatro años de prisión suspendida a Vladimir Cerrón -secretario general de Perú Libre y pieza clave del comunismo bolivariano en el Perú-, lo cual lo habilita a ocupar un puesto en el sector público; muchos exigen que el Congreso de la República libere el 100% de los fondos de pensiones para evitar que estos caigan en manos de los comunistas, que amenazaron durante campaña acabar con los fondos privados de pensiones y pasarlos a un solo sistema público.

Para Juan José García, director de Contribuyentes por Respeto, actualmente muchos peruanos, tanto trabajadores dependientes, independientes e informales, como quienes manejan micro y pequeñas empresas, se encuentran en una etapa de negación frente a la idea de un posible gobierno de Pedro Castillo, que a pesar de sus promesas de no intervenir en la economía de libre mercado, carga consigo los ideales marxistas-leninistas del fundador del partido que lo lleva como candidato a la presidencia, el exgobernador Vladimir Cerrón, sentenciado por corrupción y simpatizante de los dictadores bolivarianos Hugo Chávez y Nicolás Maduro. No obstante, a pesar del temor y los escenarios que podrían presentarse en caso de una deriva comunista en el Perú, todo queda en el campo de la especulación.

“No creo que haya despidos inmediatamente, aunque tampoco es que las empresas estén dispuestas a contratar más gente. El aumento del tipo de cambio va a golpear directamente el bolsillo de las personas porque los bienes se van a encarecer. No veo tampoco en el corto plazo un repunte más allá de 4.05 soles por dólar, que es bastante, pero el BCR [Banco Central de Reserva] va a tener que intervenir para evitar, hasta cierto punto, cualquier corrida bancaria en el futuro, porque tampoco lo va a poder contener hasta el infinito. Hasta que se sepa que es lo que va a hacer Pedro Castillo en un eventual gobierno suyo, si va a dar un cambio drástico, eso recién podría afectar directamente en la economía familiar. Hay cuatro hitos que debemos esperar a conocer para ver que podría ocurrir. Primero, quien va a ser el presidente del Banco Central de Reserva, cuál va a ser el manejo de la política monetaria, y quien va a ser el ministro de Economía y Finanzas. Pedro Francke ha dicho que se va a respetar la continuidad del trabajo del Banco Central, pero Francke no es miembro del partido Perú Libre, es un invitado. Lo cierto es que, si se ratifica a Julio Velarde en el BCR, en el mejor de los casos por un año más, y le sumas un cuadro serio para el manejo del Ministerio de Economía y Finanzas, creo que la incertidumbre podría empezar a calmarse. Luego, está el Mensaje a la Nación el 28 de julio. De ganar Pedro Castillo, ¿llevará al Congreso una retórica confrontacional de instaurar el socialismo del siglo XXI y la República Bolivariana del Perú? ¿O dará más bien un discurso conciliador, poniendo paños fríos y llamando al diálogo? Ahora solo podemos especular. Después está la conformación de su gabinete. Si ponen en Energía y Minas, por ejemplo, a alguien como José de Echave [excandidato a la vicepresidencia por JP], no se va a aprobar ni un nuevo proyecto minero. Y otro hito muy importante será la presentación de la Ley de Presupuestos para el 2022, eso se presenta a finales de agosto o principios de setiembre. Ahora todos están en fase de negación de que alguien tan radical y controvertido como Castillo pueda llegar a ser presidente, pero es un escenario al que hay que adaptarse. Por ahora solo podemos especular”, asegura.

Créditos: Archivo Personal

Para el economista, los sectores productivos que más sufrirían en caso de que Pedro Castillo cediera a la presión de sus correligionarios marxistas, traicionando la posición moderada que sus voceros y socios prometen que habrá en un eventual gobierno de Perú Libre, serían:

“Definitivamente, las empresas pequeñas son las que más van a sufrir porque no disponen de un capital que les permita sobrevivir meses, viven del día a día. Y son la mayoría en el Perú, son las que además dan más empleo. Restaurantes, como un ejemplo. En una situación de estrés económico son los negocios pequeños los que suelen a resentirse en masa. Pero el sector minería también se va a resentir, un sector super importante en el país. El sector telecomunicaciones también peligraría. Lamentablemente, estamos en un punto de no retorno, y vamos a depender de los hitos que te comenté previamente. Y si tocamos el tema de la banca comercial, va a ser delicado porque es muy probable que la morosidad se incremente. En un panorama de incertidumbre, las personas que tienen créditos de consumo o vehiculares probablemente no los vayan a pagar. El incremento de la morosidad va a ser significativo. A nivel de inversiones, va a haber una salida de capitales del país. Todo dependerá del perfil del inversionista y de la actitud del nuevo gobierno, y reitero la importancia de los cuatro hitos mencionados. Todavía no estamos viendo fuga de capitales, pero están a la expectativa”, advierte.

Deja una respuesta