«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
En el III Foro Europeo por la Vida

El ECR y VOX llaman a «resistir» ante la ofensiva contra la vida y la maternidad: «Existe esperanza»

La eurodiputada de VOX Margarita de la Pisa. LGI

El Grupo de los Conservadores y Reformistas Europeos (ECR) y VOX han celebrado este sábado en Madrid el III Foro por la Vida, un encuentro que ha clausurado el secretario general de VOX, Ignacio Garriga, en el que se ha llamado a resistir y a persistir ante la ofensiva contra la vida y la maternidad. «El cambio de rumbo es posible, existe esperanza».

La anfitriona del foro, la eurodiputada de VOX Margarita de la Pisa, ha llamado en la presentación a «abrazar» esa esperanza y ha señalado que un proyecto político que no apuesta por la vida «devalúa la dignidad humana y sólo puede fomentar escasez y desesperanza». «La defensa de la vida debe ser siempre un compromiso nuclear en la acción política».

La diputada de VOX Reyes Romero, por su parte, ha manifestado que los padres fundadores de la Unión Europea considerarían hoy «una auténtica aberración» la escasa protección que tiene la vida humana en los países europeos más desarrollados y ha recordado que planes globalistas como la Agenda 2030 —apoyados por PSOE y PP en España— tienen como objetivo «la destrucción de la familia».

En el foro se ha incidido en la importancia de proteger la libertad religiosa frente a quienes la vulneran y retiran cruces por toda España, un símbolo —la cruz— que es «atemporal», y también la libertad de conciencia, que hoy está siendo arrebatada, de los profesionales sanitarios, a quienes no se pregunta a la hora de legislar —«con consecuencias nefastas»— y de los periodistas. «Necesitamos informadores que no sean sesgados, que no nos digan qué tenemos que pensar», ha dicho Amaia Martínez, portavoz de VOX en el Parlamento vasco.

El II Foro por la Vida ha alertado del deterioro de la salud mental de los jóvenes, en el que tiene un factor importante la falta de cohesión familiar y de valores.

Y ha reivindicado la maternidad, que es «acoger la vida, un don y no es un derecho», ha criticado la «progresiva desintegración de la familia», y ha llamado a la «responsabilidad» de los ciudadanos a la hora de ejercer su derecho al voto, a la «concienciación» de la sociedad ante la emergencia demográfica y a actuar ante una «legislación perversa» que «ataca el corazón de las madres» porque «el mal triunfa por los tibios».

TEMAS |
+ en
.
Fondo newsletter