'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

'Muchos profesores se comportan como misioneros nacionalistas'

Este abanderado de la causa antiindependentista, promotor de Societat Civil Catalana, advierte en La Gaceta de que a estas alturas ya ‘no basta con parar el golpe y juzgar a sus responsables’.


-¿Cómo cree que acabará esto?
Me gustaría decir otra cosa y ojalá me equivoque, pero creo que acabará mal. A corto plazo pueden producirse enfrentamientos violentos en las calles. A medio plazo Cataluña seguirá fracturada socialmente y nuestra economía se resentirá.
-¿El Gobierno debe aplicar de una vez el artículo 155 de la Constitución?
Confío en que sepa escoger los instrumentos y el momento más adecuado para que su acción sea eficaz, genere el máximo consenso político posible y minimice el conflicto social que el nacionalismo intenta promover. Eso no pasa sólo por usar un determinado artículo de la Constitución.
-¿No cree que a estas alturas ya no es suficiente con parar el golpe?
El golpe es fruto de un dominio casi total del nacionalismo sobre la educación, parte de los medios de comunicación y de lo que se ha llamado “sociedad civil”. No bastará con parar el golpe y juzgar a sus responsables. Será necesario acabar con el poder omnímodo del nacionalismo sobre la sociedad. Y después tomar cuantas iniciativas haga falta para restañar la fractura social.
-Habrá que acabar con el adoctrinamiento en las aulas…
Estos días ha quedado en evidencia ante los ojos de todo el mundo lo que ocurre en la sociedad catalana en general, y concretamente en colegios y universidades. Muchos profesores se comportan como misioneros nacionalistas. El Estado debe recuperar su control sobre la educación e impedir que el adoctrinamiento continúe. Si ahora se calma la situación, pero el nacionalismo conserva su poder, la independencia es cuestión de pocos años.
-También ha quedado en evidencia el adoctrinamiento de las terminales mediáticas del régimen. Por ejemplo, TV3. Su canal infantil explicó a los niños catalanes el 1-O enseñándoles a odiar a la policía española…
Hasta hace poco todo esto se hacía de una forma más sutil, y los que lo denunciábamos podíamos parecer exagerados. Ahora nadie puede continuar mirando para otro lado o restándole importancia a la situación.
-¿Qué opina de la actuación que ha venido teniendo el Ejecutivo de Mariano Rajoy en Cataluña?
Comprendo la estrategia general del Gobierno, pero creo que debería haber sido mucho más proactivo. Se han perdido unos años clave. Se ha confiado en exceso en que las aguas se calmarían, se ha puesto demasiado énfasis en la fuerza de la Ley, y se ha descuidado la labor de comunicación y de movilización social.
-¿Y de la gestión del 1-0?
La primera impresión es que ha sido un desastre. Que se cayó de cuatro patas en la trampa del nacionalismo. Pero deberá pasar algún tiempo para que podamos evaluar mejor lo que ocurrió y determinar responsabilidades.
-Desplegó a 12.000 agentes en Cataluña, pero con las manos atadas… Fueron meros escudos humanos…
Sí, todo indica que el operativo no fue bien diseñado ni dirigido, pero insisto en que necesitaremos tiempo para evaluarlo mejor. En cuanto al despliegue de agentes, me temo que la necesidad va más allá del 1 de octubre.
-¿Qué opina de la actuación de los Mossos? Se limitaron a levantar acta. No desalojaron ni retiraron urnas y papeletas. Muy al contrario, ayudaron a transportarlas…
Una parte de los Mossos y sobre todo sus mandos se comportaron de una forma inaceptable e incluso delictiva. Pero no se puede juzgar a todo el Cuerpo de forma generalizada. Muchos Mossos sencillamente intentaron hacer su trabajo lo mejor posible, siguiendo las órdenes que les habían dado y con las escasas herramientas a su disposición. Pese a todo, parece que los Mossos cerraron más de 200 colegios, mientras que la Guardia Civil y la Polícia Nacional cerraron menos de 100.
Muchos Mossos saben que el Govern los ha dejado al pie de los caballos, y que los algunos de los que ahora los aplauden y les entregan flores se volverán en su contra en cuanto les convenga.
-¿Qué es lo que desearía que pasara con Cataluña?
Algo muy sencillo: que todo el mundo cumpliera la Ley, y que nadie intentara impedir el trabajo de la policía y los tribunales. ¡Pero eso parece mucho pedir hoy en día!
-Martu Garrote ha comentado en Twitter que a ver si las prisas del Govern para declarar la independencia son porque “el 1 de enero se levanta el secreto bancario en Andorra y nos vamos a enterar de quién tiene la pasta”. ¿Qué piensa usted?
Para una parte importante de las élites políticas y empresariales del separatismo, efectivamente, el procés es una forma de conseguir la impunidad en relación a sus delitos fiscales y negocios sucios. Bien sea porque se consigue la independencia, o porque se consiga un pacto con el Estado.
-¿Y a qué achaca que Puigdemont no haya desvelado aún las cifras del 1-0?
No respetan ni sus propias leyes, que establecían que la independencia debía declararse 48 horas después del referéndum. Se agarran a que los resultados todavía no han sido “proclamados”. Es una forma de ganar tiempo, dificultar que el Gobierno pueda aplicar medidas drásticas, y ahondar en la división política de los partidos españoles con la idea de una negociación fraudulenta.
-¿Cree que el Govern está esperando a que el Gobierno aplique el artículo 155 pasa ser únicamente inhabilitados y no ir a la cárcel?
El núcleo duro del Govern y del procés siguen una política de hechos consumados mientras mantienen una ficción de voluntad negociadora y juegan al gato y al ratón con la Justicia. Su objetivo real es llevar Cataluña al caos social y económico, atrincherarse en las instituciones usando a sus seguidores como escudos humanos, y obligar al Gobierno español a negociar.
-¿Qué opina de que Convergencia pida la mediación? ¿Ve miedo ahí?
Muchos convergentes viven cómodamente instalados en el Congreso, en los ayuntamientos y diputaciones. Tienen pánico a perder su poder, su modus vivendi y sus privilegios. Pero no tienen el coraje de hablar o plantar cara frente al núcleo dirigente del procés, que mantiene una actitud mesiánica.
-Hablando de cínicos. Precisamente ha hecho una encuesta en Twitter sobre quién lo es más, si Puigdemont o Piqué. ¿Quién se lleva la palma para usted?
¡Puigdemont, sin duda! Piqué es un personaje frívolo y de mentalidad infantil, como tantos que hay en la sociedad. Pero Puigdemont actúa con premeditación y con conciencia del daño que le hace a una parte de la sociedad.
-El presidente de Cataluña ha vuelto a vender este miércoles que el proceso es pacífico, pese a que los casos que lo desmienten se amontonan: acoso a los partidos, a los domicilios particulares de quien se significa en contra del procés, los intolerables ataques a la Guardia Civil… SCC también ha sufrido el acoso… ¿Usted ha sido atacado o sufre la muerte civil por su lucha contra el independentismo?
Yo he recibido amenazas e insultos, como todos los que tenemos cierta notoriedad y nos hemos posicionado en contra del procés. Se nos intenta silenciar, estigmatizar e intimidad de muchas maneras: cerrándonos el acceso a medios de comunicación, etiquetándonos como “fachas”, marcándonos socialmente (pintadas en comercios, escraches), etc. A diario hay noticias desagradables de acoso a los “disidentes”. El pacifismo del procés es sólo una fachada.
-En 2014 usted ya informaba en La Gaceta de que en Cataluña había una mayoría silenciosa que no apoyaba el proceso. Ahora ka estamos viendo en las calles manifestándose… ¿Irá el domingo a la movilización convocada por Societat Civil Catalana?
Por supuesto que iré, y animo a todo el mundo a ir. Si los catalanes no nos movilizamos, nadie vendrá a sacarnos las castañas del fuego.
 
Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, a contracorriente de la ideología dominante y desacomplejadamente comprometida con la dignidad humana, la unidad de España y la identidad de Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestro proyecto, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras, infórmate aquí.

Josep Ramon Bosch: ‘Ser patriota en este país sale carísimo’


 

TEMAS |
+ en

Noticias de España

.
Fondo newsletter