«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
se ha detenido a 15 personas

La Guardia Civil y la Policía Nacional desarticulan un grupo criminal de albaneses que robaba con fuerza chalés

Uno de los detenidos en el operativo. Europa Press

La Guardia Civil y la Policía Nacional han desarticulado una presunta organización criminal asentada en Cataluña y formada por albaneses que, con el apoyo logístico de españoles, robaba con fuerza, por la noche y en cinco minutos chalés en diferentes provincias españolas.

En un comunicado emitido este miércoles han detallado que en esta operación conjunta se ha detenido a 15 personas: cuatro en Bilbao y once en Barcelona. Además, se han intervenido 10.000 euros en efectivo, tres armas, seis coches de alta gama y 15 teléfonos móviles.

La investigación se inició a finales de enero, cuando se detectó un aumento de robos en chalés de las provincias de León y Asturias. La organización, que habría cometido más de un centenar de robos, la componían en su mayoría ciudadanos de origen albanés que contarían con la colaboración de españoles para labores de logística, como alquiler de vehículos o búsqueda de alojamientos.

Los agentes comprobaron que la presunta organización criminal estaba formada por cinco células de individuos albaneses «altamente especializados en el robo en el interior de viviendas», y que se agrupaban en grupos de tres o cuatro personas para cometer el delito, donde uno realizaba funciones de vigilancia y los otros asaltaban las viviendas.

Menos de cinco minutos en las viviendas

Los asaltantes no estaban más de cinco minutos en las viviendas y actuaban preferentemente entre las ocho de la tarde y las doce de la noche, momento en el que saltaban las vallas o los muros y entraban y salían «en poco tiempo».

En el comunicado también se detalla que «su zona predilecta para delinquir era el norte de España«.

Contaban con miembros internacionales

Este presunto grupo contaba con miembros a nivel internacional, que presuntamente financiaban «sus campañas de robos y mantenían un orden de funciones altamente jerárquico».

La presunta organización superior contaba con la presencia de miembros en Francia, Italia, Albania y Alemania, donde uno de los detenidos fue identificado como autor de un robo en 2016.

Finalmente, este mes de noviembre se llevó a cabo un dispositivo para detener a los integrantes de la organización, que terminó con la detención de 15 personas y la realización de cinco entradas y registros en la provincia de Barcelona.

Tras ser puestos a disposición judicial se decretó el ingreso en prisión de uno de los arrestados, aunque la investigación policial sigue abierta.

+ en
.
Fondo newsletter