'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Las 'penosas condiciones' de los guardias civiles que escoltan a Zapatero

Desde AEGC señalan que «él si puede exigir a Presidencia que respete la prevención de riesgos laborales e instale la caseta y si no que renuncie a su protección».

Los guardias civiles que protegen a José Luis Rodríguez Zapatero durante sus vacaciones en Lanzarote se ven obligados a prestar servicio «a la intemperie». Así lo ha denunciado la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC), que lamenta que «no es la primera vez que ocurre que los agentes destinados a proteger al expresidente del Gobierno en sus vacaciones canarias no lo hacen con unas condiciones higiénicas idóneas y con un lugar físico desde el que prestar servicio».
AEGC denuncia que se vuelve a repetir la misma escena. «Él disfrutando de sus días de asueto en Famara y los guardias civiles que deben hacerle las labores de escolta prestando el servicio en penosas condiciones».
«Por no tener, los agentes carecen hasta de un aseo en el que poder lavarse o realizar sus necesidades fisiológicas. Por no decir que no tienen ni una sombra en la que cobijarse del calor canario ya que la vigilancia, por la falta de medios, se hace a pie de calle de forma estática», ha relatado la organización.
Los agentes recuerdan que esta situación no es nueva y que ya se han presentado quejas por las circunstancias del servicio en antiguas vacaciones, además de revelar que la Comandancia de Las Palmas ha realizado las pertinentes gestiones para la instalación de una caseta de obra con aire acondicionado que preste la función de garita, así como la instalación de un inodoro químico, peticiones ante las que el Gobierno «no ha respondido».
«Somos conscientes de que la instalación de la caseta solicitada por la Comandancia no depende del expresidente, sino de Moncloa, pero sí depende del señor Zapatero el que los guardias civiles que velan por su seguridad puedan llevar a cabo su trabajo con todas las garantías de seguridad tanto para él como para los agentes», han reiterado.
Desde AEGC señalan que «él si puede exigir a Presidencia que respete la prevención de riesgos laborales e instale la caseta y si no que renuncie a su protección, salvo que considere que los guardias civiles no tienen derecho a trabajar con buenas condiciones higiénico sanitarias mientras él disfruta del buen tiempo canario y de sus playas. Porque si en agosto, al comienzo de sus vacaciones, el expresidente pudo alegar desconocimiento de la situación, después de días y días viendo a los agentes prestando servicio a pleno sol la excusa ya no sirve para que se mantenga y repita».

TEMAS |
+ en

Noticias de España

.
Fondo newsletter