«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Rajoy usa a Bescansa para hablar de la guerra interna en Podemos

El jefe del Ejecutivo ha señalado en cualquier caso que él apuesta por tener «cierta ponderación» y por eso ni minimiza ni magnifica las actuaciones irregulares en las que se ven implicados dirigentes de su partido.


El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha respondido a las críticas del líder de Podemos, Pablo Iglesias, sobre la crisis del PP de Madrid y los casos de corrupción que le han afectado ironizando sobre la «armonía» interna del partido morado que se «atrevió» a intentar romper Carolina Bescansa.
En su respuesta al líder de Podemos en la sesión de control del Congreso, Rajoy ha aludido así a la supuesta operación para desbancar a Iglesias, quien en su opinión ha «perdido la imaginación» o no encuentra defectos en la gestión del Ejecutivo porque siempre le pregunta «sin descanso» por los mismos asuntos.
El jefe del Ejecutivo ha señalado en cualquier caso que él apuesta por tener «cierta ponderación» y por eso ni minimiza ni magnifica las actuaciones irregulares en las que se ven implicados dirigentes de su partido.
«Las rechazo todas», ha dicho Rajoy, además de asegurar que trata de abordar estas situaciones con realismo y de tomar al respecto decisiones que sean «justas», con el objetivo de que dichas actuaciones «no se repitan».
Antes, Iglesias ha acusado a Rajoy y a los ‘populares’ de ser «la mayor amenaza contra lo público» porque «la corrupción» que han practicado sus dirigentes representa dicha amenaza y ha pedido al jefe del Ejecutivo que garantice que los candidatos que va a presentar son al menos «tan limpios» como él.
Iglesias también ha reprochado al Ejecutivo que haya «protegido» a los corruptos del PP desde el Ministerio de Justicia, o a los defraudadores con la amnistía fiscal, y en las últimas semanas, por el caso del máster de Cifuentes, los ‘populares’ también han «humillado la dignidad de las universidades».

Encontronazo con Rivera

Rajoy y el líder de Ciudadanos, Albert Rivera, se han desafiado a cuenta de la aplicación del 155 en Cataluña hasta el punto de que el presidente de Cs le ha advertido de que solo le apoyarán si «vigila» a los separatistas y recurre el voto delegado de dos de los «prófugos».
Rajoy, que ha pedido a Rivera que se comporte en el tema de Cataluña «con la misma lealtad» que el PSOE, le ha dicho a su vez que escenificar «un supuesto desacuerdo» entre ambos, como cree que pretende hacer el líder naranja, no le hace ganar un voto sino que le puede hacer perder apoyos.
Un encontronazo que ha tenido lugar durante la sesión de control, en la que Rivera ha empezado por pedirle explicaciones por no recurrir al Tribunal Constitucional el voto delegado ejercido por Antoni Comín y Carles Puigdemont y ha continuado recordándole que la Fiscalía del Tribunal de Cuentas ha confirmado que se destinó dinero público a la consulta del 9-N.
Durante la réplica, el presidente del Gobierno ha insistido en que el Ejecutivo ha presentado 25 recursos ante el Constitucional relacionados con el «procés» y no tendría ningún problema en presentar el número 26 para recurrir el voto delegado de Comí y Puigdemont si no fuera porque los servicios jurídicos del Estado lo han desestimado.

TEMAS |
+ en
.
Fondo newsletter