«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
El gobierno de Sánchez aportará 3,5 millones a la UNRWA

Borrell se abre a mantener los fondos a la agencia de la ONU que colaboró el 7-O con los terroristas de Hamás

El Alto Representante de la Unión Europea (UE) para Política Exterior y Seguridad Común, Josep Borrell. Europa Press.

El Alto Representante de la Unión Europea para Política Exterior, Josep Borrell, se ha abierto ese lunes a mantener los fondos de la Unión Europea a la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados Palestinos (UNRWA), señalada por la colaboración de algunos de sus trabajadores con los terroristas de Hamás en los ataques contra la población israelí el pasado 7 de octubre, y ha instado al Gobierno de Benjamín Netanyahu a aportar pruebas que demuestren sus «acusaciones».

En una rueda de prensa tras el encuentro de ministros de Cooperación en Bruselas, en el que ha participado también el comisionado general de la UNRWA, ha subrayado que la petición de la Comisión Europea era que el organismo lanzara una investigación interna y que Bruselas participara en una auditoría sobre el funcionamiento de los controles de la agencia.

De esta forma, ha abierto la puerta a mantener la financiación europea —prevista para principios de marzo— y que consiste en 82 millones «críticos» para el funcionamiento de la agencia. «Nunca se pidió acabar la investigación, sino lanzarla. Somos suficientemente inteligentes para entender que esto no se puede acabar en 20 días. Lanzar significa lanzar, y terminar es terminar», ha indicado.

En todo caso, Borrell ha recalcado que Israel tiene que sustentar sus imputaciones a la agencia de la ONU ya que «es cosa de quien acusa probar sus acusaciones y no del acusado». «Acusaciones son sólo acusaciones», ha añadido. A su juicio, UNRWA ha trabajado durante 70 años «con Hamás y sin Hamas», y no existe «hay alternativa» al trabajo que realiza en Gaza, Cisjordania, Siria, Líbano y Jordania.

Una quincena de países, entre ellos Alemania, Reino Unido, Italia o Países Bajos anunciaron que congelaban nuevas partidas al organismo a la luz de las denuncias de Israel.

El ministro de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación, José Manuel Albares, por su parte, anunció la pasada semana que el Gobierno de Pedro Sánchez aportará 3,5 millones de euros a la agencia «para que pueda mantener sus actividades a corto plazo». E insistió en que se trata de una «organización indispensable» y que por ello movilizará una «partida urgente».

+ en
.
Fondo newsletter