«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Herrera y Tudanca irán 'de la mano' por la financiación autonómica

El portavoz socialista, Luis Tudanca, en el Debate sobre el Estado de la Comunidad
El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, y el portavoz de la oposición socialista, Luis Tudanca, expresaron hoy su disposición y se tendieron la mano para llegar a acuerdos y mantener los existentes, algunos de comunidad como la reforma de la financiación, en un intercambio marcado por los reproches mutuos sobre “las prisas” tras la llegada al Gobierno de Pedro Sánchez.
Herrera y Tudanca protagonizaron el último debate de política general de la actual legislatura, que el segundo aprovechó para cuestionar el “legado” de estos 17 años de gobierno del presidente de la Junta y ofrecer su ayuda para dejar una comunidad mejor, pero también planteó seis acuerdos en la recta final del mandato.
“Quedo a su disposición para que me traiga las propuestas pero a cambio le necesito para culminar algunos procesos”, zanjó el presidente al cerrar el ‘cara a cara’ con el socialista en una idea que reiteró a lo largo de su réplica y dúplica sobre los seis acuerdos ofrecidos: mantener los pactos de comunidad (financiación autonómica, PAC, fondos europeos y minería), reforma del Estatuto de Autonomía, aprobar una ambiciosa ley de igualdad laboral, lucha contra la violencia de género, plan del retorno del talento y reversión del Hospital de Burgos al sistema público de salud.
Tudanca defendió que no son “acuerdos vacíos de contenido” y Herrera, que en un primer momento calificó de “panoplia de propuestas”, expresó su disposición a estudiar los temas planteados, aunque expresó su “sorpresa” por recuperar la reforma del Estatuto de Autonomía cuando fueron los grupos los que la pararon. “Se lo acepto”, apostilló.
Financiación
El presidente recriminó al portavoz socialista que olvidara la despoblación, en un asunto que afeó a la oposición que no haya aportado “nada” cuando la Junta tiene una alianza con las comunidades vecinas, y la culminación del modelo de ordenación, pese a que iniciaron juntos el camino, aunque fue con otros interlocutores socialistas.
Tudanca se mostró dispuesto a sentarse para hablar del modelo territorial, en este caso sobre los bloqueados mapas rurales, siempre que exista un acuerdo en las filas del PP, de lo que dudó, a la vez que criticó la falta de financiación e insistió en que no van a ser “cómplices de políticas que nos han llevado a la ruina”.
Pero fue sobre la urgencia de la reforma del sistema de financiación autonómica donde se produjo otro cruce de reproches, ya que ambos se acusaron de “prisas” en función de quien está en el Gobierno de España. “En qué situación voy a ver al presidente, si antes de escuchar a las comunidades ha tomado una decisión”, alertó Herrera en relación a que Sánchez haya dicho que se hará en la siguiente legislatura.
“Qué margen tengo”, siguió el presidente sobre la reunión que tendrá con Pedro Sánchez en la ronda que ha iniciado con los jefes de gobierno autonómicos, si bien atribuyó a Tudanca que en ese asunto está de acuerdo con él en que sea una revisión multilateral al considerar que las reuniones bilaterales -como dijo por la mañana- “esconden privilegios y agravios”.
Tudanca mantuvo su posición sobre el acuerdo de comunidad sobre la financiación pero criticó las “prisas” al nuevo Gobierno cuando el anterior ha tenido años para hacerlo y lo ha dejado pendiente. “Ahora en tres semanas quieren que se haga lo no hecho, un poquito de humildad”, replicó, si bien el presidente tiró de hemeroteca para recordar que la misma petición de hizo a Rajoy nada más aterrizar en La Moncloa.
Otro de los asuntos de reproche mutuo fue el carbón, en un cruce de criticas que ya se ha convertido en un clásico. Herrera afeó que la nueva ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, haya señalado el fin del carbón frente a una descarbonización justa como pide la Junta, y Tudanca acusó a los ‘populares’ de haber dejado de lado a los mineros y de aplicar medidas que han dejado las cuencas con 300 mineros.
Fin de ciclo
El líder socialista, en clave electoral, calificó el debate de hoy no como el último del presidente, que no será candidato el próximo año, sino como el “fin de ciclo” del PP y la sustitución por la “alternativa decente” socialista. Herrera encajó como “normal el voluntarismo” de la oposición, pero acudió a los resultados electorales desde 2003, para recordar que anunciaron el cambio y se produjo una mayor distancia de procuradores electos entre los dos partidos.»Usted dice que está con la gente, pregúntese si la gente está con usted”, espetó.
También rechazó que su balance de gestión sea “despoblación y corrupción”, como describe el socialista, y puso en valor “cosas nuevas” en creación de empleo y también en población, que se ganó entre hasta 2008 y mermó a partir de la crisis. “Castilla y León está mejor que en 2001, y se debe a los castellanos y leoneses, aunque algún mérito habrá tenido el partido al que los ciudadanos han dado su confianza”, afirmó.
En la denuncia de presuntos casos de corrupción, Herrera, al que Tudanca acusó de “indolencia” en esta legislatura porque ya no se quiso presentar en 2015, admitió que no fue prudente en algún momento porque luego te puedes encontrar con una sorpresa. Se refirió, sin nombralo expresamente, a cuando afirmó que Castilla y León estaba fuera del mapa de la corrupción.
“En todas las casas cuecen habas, no en Castilla y León a calderadas”, describió Herrera, en referencia a lo que ha ocurrido en otras comunidades y a casos en los que se han visto inmersos altos cargos de la Junta, pero, una vez desimputados, censuró que el socialista no lo haya reconocido. “No hable hoy de corrupción, sea prudente”, apostilló sobre lo conocido en Valencia que afecta al presidente socialista de la Diputación.
El portavoz socialista replicó, después de que se le recordara los datos electorales, que prefiere fotografiarse con los dos presidente de la Junta socialistas y los que fueron candidatos frente a la “foto en un barco en Valencia” con presuntos implicados en corrupción en la que salió Herrera. El presidente dudó del rédito del “mantra” socialista y recalcó que no existe ninguna resolución de condena penal ni civil a la Junta o al PP, ni apertura de juicio oral contra ningún alto cargo del Ejecutivo.
Hospital de Burgos
Tudanca se mostró convencido de que el presidente dejará la Junta con “mayor alegría” si el Hospital de Burgos se rescata para el sistema público. “Mi conciencia está más tranquila porque Burgos tiene un nuevo hospital público y de calidad”, replicó Herrera, que aprovechó para recriminar al socialista su posición contraria a la construcción de este complejo.
“¿Qué ha hecho para que exista un nuevo hospital en Burgos? Nada. Situarse detrás de la pancarta”, criticó el presidente en un debate reiterado entre ambos, pero que introdujo el socialista en el momento en que la comisión de investigación creada en las Cortes tiene que elaborar sus conclusiones.
El presidente de la Junta espetó a Tudanca: “No piense tanto en mayo de 2019 y sí en las necesidades de Castilla y León en junio de 2018”.
TEMAS |
.
Fondo newsletter