El sector agroganadero español exige la dimisión inmediata del ministro Garzón por su desprecio al mundo rural

'SUS DECLARACIONES SON IRRESPONSABLES Y DIRECTAMENTE FALSAS'
El sector ganadero español recuerda que hace frente al "reto demográfico" en muchas provincias españolas. Europa Press

La Asociación Agraria de Jóvenes Agricultores (Asaja) ha solicitado la dimisión del ministro de Consumo, Alberto Garzón, por sus continuos ataques al campo español tras asegurar en una entrevista al diario ‘The Guardian’, que España exporta carne de mala calidad procedente de animales maltratados.

La organización agraria ha lamentado que sea otro capítulo más de la «actitud de sectarismo» del ministro y no comprende cómo desde la presidencia del Gobierno se pueda mantener un Ministerio que está «continuamente atacando a un importante sector como es el agroganadero, y por lo tanto a los intereses de España».

Así, Asaja ha pedido al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, que si no se produce la dimisión, cese «inmediatamente» al ministro Garzón para «evitar males mayores», ya que el sector primario «necesita apoyos y no demonización ni ataques continuos» desde del Ejecutivo.

Igualmente, la organización agraria ha instado a Sánchez para que suprima el Ministerio de Consumo, ya que considera que «solo se dedica a atacar al sector ganadero por parte de su ministro y de su equipo».

Asaja se suma así a la Unión de Pequeños Agricultores y Ganaderos (UPA) que también ha pedido este martes al ministro de Consumo que «rectifique o dimita» tras un nuevo ataque a la ganadería española en la prensa internacional.

UPA ha calificado de «irresponsables y directamente falsas» sus declaraciones «basadas en falsedades, torpes, miopes y que pueden tener nefastos efectos en las exportaciones españolas de productos cárnicos». «En España no hay animales maltratados», ha recalcado. En este sentido, ha recordado que en algunas de las zonas de España más afectadas por la despoblación, como las zonas remotas y de montaña, son los ganaderos los que hacen frente al «reto demográfico».

En la misma línea, la organización Unions Agrarias (UUAA) ha reclamado la salida del gobierno de Garzón «por la actitud de desprecio al sector agroganadero y al medio rural».

Además, han calificado las declaraciones de «falacia con la que alcanzar visibilidad» atacando a un sector que es el «más comprometido» con el bienestar animal y el medio ambiente.

En su comunicado, Unións Agrarias ha asegurado que la industria cárnica «supone el último soporte económico y social para comarcas enteras» y ha enumerado las funciones sociales que aporta el sector a la comunidad como el mantenimiento de las praderas como cortafuegos o el control de la fauna salvaje.

Deja una respuesta