«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
GARANTIZA EL DERECHO DE LOS PADRES A DECIDIR LA EDUCACIÓN DE SUS HIJOS

La ley de Orbán que protege a los niños frente al lobby LGTBI vence pero no consigue el quórum suficiente

Simpatizantes de Fidesz. Facebook

La ley impulsada por el Gobierno de Viktor Orbán que protege el derecho que asiste a los padres a decidir sobre la educación de sus hijos ha vencido pero no ha conseguido llegar al 50 por ciento de votos emitidos.

En el referéndum, que contaba con cuatro preguntas, los húngaros han rechazado que las escuelas públicas enseñen sobre orientación sexual a los menores sin el consentimiento de sus padres. El 92,42 por ciento ha votado «no» apoyo, pero según informó la Oficina Nacional Electoral, solo el 44 por ciento de los húngaros emitieron votos válidos a las cuatro preguntas (era necesario alcanzar el 50 por ciento).

Las dos primeras preguntas del referéndum. Gobierno húngaro

También han votado en contra de la promoción de tratamientos de cambio de sexo para los menores -el 95,93% ha votado «no» apoyo- y de la emisión sin restricciones de contenido sexual explícito en los medios para los niños menores que pueda afectar a su desarrollo -el 95,38% ha votado «no» apoyo.

La cuarta pregunta, que versaba sobre la muestra en los medios de contenido sobre cambio de género para menores, también ha logrado una oposición rotunda -el 95,24%-. Pero los votos válidos (sí o no) no han llegado al 50% necesario.

Las dos primeras preguntas del referéndum. Gobierno húngaro

Esta ley no busca perseguir a la comunidad gay ni promover la homofobia en las escuelas, solo está destinada a restringir la propaganda LGTBI y proteger la autoridad y el derecho de los padres a decidir qué enseñanzas deben recibir sus hijos en los colegios. Así, desde el Gobierno de Orbán ha defendido la aplicación de esta ley frente a los ataques de distintas ONG y de la Unión Europea.

.
Fondo newsletter