«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
Impulsada por la Confederación Islámica Millî Görüs

Sigue la polémica en Francia tras la subvención a una entidad turca para la construcción de una mezquita

Se mantiene la polémica en Francia tras la decisión del Ayuntamiento de Estrasburgo, en manos de los ecologistas, de subvencionar la construcción de una mezquita que prevé albergar a 2.500 musulmanes.

Con 42 votos a favor y siete en contra, el Consejo Municipal de Estrasburgo aprobó una subvención de 2,5 millones de euros a la Confederación Islámica Millî Görüs, una organización islamista que practica el separatismo cultural, está bajo influencia del presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, y no quiso firmar la carta de principios de la República.

Gérald Darmanin, ministro del interior de Emmanuel Macron, ya mencionó la pasada semana la posibilidad de «anular la decisión de la subvención» para la mezquita, que llega en mitad del debate sobre la ley contra el separatismo islamista.

El proyecto de ley reafirma los principios republicanos con el objetivo de garantizar la libertad de culto y la neutralidad del Estado ante las religiones. Se trata del proyecto estrella del último tramo de la presidencia de Emmanuel Macron, que denunció públicamente el separatismo islamista pero se negó a señalarlo directamente en la nueva legislación.

La ley refuerza el control de mezquitas y asociaciones para asegurarse de que respetan los principios republicanos. También crea un delito específico por “puesta en peligro de la vida ajena por la difusión, con un objetivo malintencionado, de informaciones relativas a la vida” y prohíbe la educación en casa a partir de los tres años para evitar que, como está ocurriendo ahora mismo en numerosos barrios de Francia, los jóvenes crezcan a la espalda de los valores republicanos. 

TEMAS |
.
Fondo newsletter