«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
LE IMPUTAN UN ATAQUE CON Kalashnikov EN LA CIUDAD DE Sidi Ali

Un argelino acusado de pertenencia a organización terrorista escapa de su país y llega a España en patera

Muhammad Hammali, con abaya azul, en el centro de la fotografía. La Gaceta de la Iberosfera

Un individuo armado con un fusil de asalto tipo Kalashnikov irrumpió en la noche del pasado 15 de agosto en una cafetería de la localidad argelina de Sidi Ali y realizó varios disparos dejando un fallecido y al menos cuatro heridos de gravedad. 

Según diferentes digitales argelinos, que aún no precisan el motivo del ataque, el fallecido es un funcionario público de sesenta años y entre los heridos se encuentra un exagente de las autoridades locales. El atacante, conforme relatan algunos testigos, se dio a la fuga después de tratar de acabar con el máximo de vidas posibles.

Los heridos de mayor gravedad fueron evacuados a los hospitales de las localidades de Khemis Miliana y Theniet El Had y las autoridades de la región de Aín Defla abrieron una investigación que sigue en curso para determinar las circunstancias de la tragedia y si se trató de un atentado terrorista. 

Algunos testigos de la localidad argelina aseguraban haber identificado al autor del tiroteo y relacionaron la autoría rápidamente con Muhammad Hammali, miembro destacado de la organización terrorista Rachad, con grandes seguidores en la región de la Gran Cabilia, en el norte del país y al este de Argel. Medios como el digital Algerie 24 no tardaron en hacerse eco de la noticia y lanzaron la voz de alarma.

Publicación en la página oficial de Algerie 24 alertando de la autoría del tiroteo.

La noticia de que Hammali, que cuenta con varias detenciones relacionadas con movilizaciones no autorizadas, podría ser el autor del ataque en la cafetería no tardó en correr por las redes sociales y numerosas publicaciones llamaron a la colaboración ciudadana para tratar de dar con su paradero. Algunas de estas publicaciones confirmaron que Muhammad Hammali escapó desde Argelia para huir a España en patera desde las costas cercanas a Mostaganem.

Como destacado miembro de la organización terrorista Rachad, el presunto autor del ataque en la cafetería de Sidi Ali, tiene cierta relevancia en redes sociales y cuenta con numerosos seguidores que se identifican con el movimiento.

Así, el pasado martes fue el propio Muhammad Hammali el que decidió publicar un vídeo para desvincularse totalmente del tiroteo en la región de Aín Defla. Sus declaraciones, lejos de calmar los ánimos, desataron una oleada de respuestas en las que se afirmaba su presencia en España.

Algunas de las publicaciones que llaman a la localización y detención de Muhammad Hammali.

En su grabación, Hammali dirigió un ataque directo a la prensa [sostuvo que es aún peor que el régimen argelino] y afirmó disponer de documentos que podían probar su presencia en España antes del crimen del que es acusado, aunque no las mostró en ningún momento.

En este sentido, añadió que realizaba el vídeo para responder a los que de buena voluntad hubieran podido ser engañados «por los medios del régimen» y, en alusiones especificas sobre lo ocurrido, nunca se refirió al autor del ataque como “terrorista”, sino que llegó a describirlo como un individuo «que entró en una cafetería y disparó…».

Tras el vídeo, numerosos seguidores de la organización terrorista publicaron en Facebook mensajes de apoyo a Muhammad Hammali en los que se reafirma que el presunto autor del tiroteo partió desde costas argelinas con destino a España. Acorde a fuentes de las FCSE consultadas por La Gaceta de la Iberosfera, dada la región argelina desde la que partió podría encontrarse en la zona de Levante o Baleares.

Rachad, un movimiento político que aboga por un cambio de régimen en Argelia

El pasado mes de mayo las autoridades de Argelia anunciaron la designación como organizaciones terroristas del grupo separatista Movimiento para la Autodeterminación de Cabilia (MAK) y del movimiento opositor Rachad debido a sus «actos hostiles y subversivos». La presidencia argelina indicó en un comunicado que la decisión había sido adoptada durante una reunión del Alto Consejo de Seguridad Nacional, que tanto el MAK como Rachad «son clasificados en la lista de organizaciones terroristas y se les trataría como tales».

Entre los fundadores del Rachad hay antiguos integrantes del Frente Islámico de Salvación (FIS), de corte islamista y disuelto por las autoridades en 1992 tras el estallido de la guerra civil un año antes. El conflicto, que se extendió hasta 2002 y dejó más de 150.000 muertos, estalló después de que el Gobierno, respaldado por el Ejército, cancelara las elecciones parlamentarias tras la victoria del FIS en la primera vuelta, ante su rechazo a entregar el poder a unas autoridades de corte islamista en el país.

TEMAS |

ESPAÑA

.
Fondo newsletter