«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
ORBÁN RESPONDE QUE EN BRUSELAS SE ESTÁN PERSIGUIENDO «INTERESES ESTADOUNIDENSES»

EEUU presiona a Hungría para que ratifique la entrada de Suecia en la OTAN

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, y el asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Jake Sullivan. Europa Press

Estados Unidos advirtió a Hungría de no seguir retrasando la entrada de Suecia en la OTAN. El asesor de Seguridad Nacional de Estados Unidos, Jake Sullivan, recordó al Gobierno de Viktor Orbán que su paciencia tiene un límite y le llamó a levantar su supuesto veto sobre el ingreso de Suecia en la Alianza Atlántica.

El pasado lunes, los diputados de Fidesz se ausentaron de la sesión parlamentaria de urgencia —convocada por la oposición— en la que estaba prevista la votación del ingreso de Suecia en la OTAN. El partido de Orbán, que cuenta con mayoría absoluta en la Cámara, se ausentó del pleno, imposibilitando la ratificación. Los parlamentarios de Fidesz justifican su postura en las «mentiras» de los políticos suecos que criticaron la salud democrática del país magiar. 

La cuestión acumula ya 18 meses de retrasos en la ratificación por parte del Parlamento, que es requerimiento para ingresar en la alianza militar. En enero de este año, tras más de un año de tensión y negociación entre las dos naciones, Erdogan retiró su veto y la Cámara turca votó a favor de la incorporación de Suecia. 

Tras la ausencia de Fidesz del pleno extraordinario, la oposición acusó a Orbán de defender «los intereses del presidente Vladimir Putin» y obstaculizar el fortalecimiento de la OTAN. El Gobierno de Hungría mantiene así el pulso a Europa y a Estados Unidos, a pesar de las amenazas de sanciones. 

Legisladores estadounidenses exigieron al primer ministro húngaro la ratificación en la Asamblea de la entrada de Suecia y advirtieron de que su paciencia con Hungría «se está agotando». El senador demócrata Ben Cardin, quien preside el Comité de Relaciones Exteriores de la cámara alta, cargó contra Orbán por los retrasos en la aprobación parlamentaria del ingreso del país escandinavo y aseguró que Hungría era «el miembro menos confiable» de la Alianza. El representante demócrata llamó al presidente Biden a considerar la imposición de sanciones por corrupción y violación de derechos humanos, así como la eliminación de Hungría de la lista de países cuyos ciudadanos no requieren visado para viajar a Estados Unidos.

Viktor Orbán aseguró recientemente que «la presión estadounidense es cada vez mayor sobre los países en los que Estados Unidos puede ejercer esa presión». Y recalcó que «a menudo tengo la sensación de que lo que se persigue en Bruselas con determinadas decisiones no son los intereses europeos, sino los estadounidenses».

El pasado mes, el primer ministro se reunió con el secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, quien le instó a apurar la luz verde al ingreso. En aquella ocasión, el líder húngaro se comprometió a solicitar a los parlamentarios de su formación que dieran su visto bueno «en la primera oportunidad posible». Tras encontrarse en la cumbre de la UE en Bruselas, Orbán invitó a Budapest al primer ministro de Suecia, Ulf Kristersson (Partido Moderado, PPE), para tratar la cuestión y exponer sus dudas, pero el jefe del gobierno sueco declinó la invitación hasta después de la ratificación. 

Tanto Suecia como su vecina Finlandia abandonaron su política de neutralidad militar tras la invasión de Ucrania por Rusia en febrero de 2022. Finlandia logró superar rápidamente los escollos presentes e ingresó en la OTAN en abril de 2023, pese a haber advertido con anterioridad de que no entraría en la Alianza sin Suecia. Por su parte, la negativa de Turquía, primero, y de Hungría, después, ha retrasado la posible incorporación de Suecia. 

Sullivan aseguró que Estados Unidos sigue «vigilando atentamente» la cuestión húngara, y que «espera una solución constructiva en un plazo muy cercano». La ausencia de los parlamentarios de Fidesz, sin embargo, impidió que se fijara fecha para una nueva sesión, por lo que lo más probable es que la cuestión no se retome hasta después del 26 de febrero, próximo pleno ordinario. 

+ en
.
Fondo newsletter