Marcial Cuquerella (Cartagena, 1977). Ingeniero Industrial e Ingeniero Informático. Hermano, hijo, nieto y bisnieto de marino. Vinculado toda su carrera al mundo de los medios, fue director de Intereconomía de 2005 hasta 2014. Hoy inversor en empresas de tecnología y asesor estratégico en compañías de comunicación.
Ver biografía
Ocultar biografía
Marcial Cuquerella (Cartagena, 1977). Ingeniero Industrial e Ingeniero Informático. Hermano, hijo, nieto y bisnieto de marino. Vinculado toda su carrera al mundo de los medios, fue director de Intereconomía de 2005 hasta 2014. Hoy inversor en empresas de tecnología y asesor estratégico en compañías de comunicación.

A Winston Churchill le han asignado tantas grandes frases una persona de 150 años, hablando sin parar, ni siquiera para dormir o comer, no hubiera tenido tiempo de soltarlas.

Pero una cosa sí es cierta: escribió en 1931 uno de sus artículos más increíbles y curiosamente ha pasado desapercibido. Se titulaba “De aquí a 50 años” y en él predijo cosas tales como la energía nuclear, los teléfonos móviles, la televisión con mando a distancia, e incluso la reproducción in vitro. Es cierto que también se equivocó en muchas de sus predicciones, por lo menos hasta ahora… por ejemplo predijo que “la geografía y el clima obedecerían a nuestras órdenes” cosa que, a juzgar por los últimos acontecimientos, cambio climático mediante, no parece que sea muy acertado. Insisto, por ahora.

A veces intento hacer el ejercicio de imaginar cómo podremos estar de aquí a 100 años, rememorando de alguna manera la lista que hizo Churchill

Desde la primera vez que, ya adulto, vi la serie Star Trek, he soñado con lo que es capaz de alcanzar el ser humano si Dios le da el tiempo suficiente (que realmente tengo dudas de que nos merezcamos).

Por eso a veces intento hacer el ejercicio de imaginar cómo podremos estar de aquí a 100 años, rememorando de alguna manera la lista que hizo Churchill. No te rías, teniendo en cuenta que el hombre en las últimas generaciones ha creado las vacunas, los antibióticos, los teléfonos móviles, el GPS, y hasta el Pokemon Go, Quizá esta lista no parezca tan ridícula, considéralo mi programa de gobierno. Y te animo a que compartas conmigo tus sueños.

Aquí va:

1. Encontraremos un método sostenible y altamente eficaz para cultivar suficientes alimentos, incluidos aquellos ricos en proteínas y que puedan alimentar al género animal. No hablo de sustituir a los animales como alimento, ya que tengo el convencimiento de que el ser humano es omnívoro y por tanto carnívoro.

2. Desarrollaremos fuentes de energía renovables de alta eficiencia y baterías, una pila del tamaño de un puño será cero tóxica y permitirá a un avión cruzar el Atlántico con toda su carga a un coste ridículo.

3. Encontraremos un enfoque efectivo contra la trata de personas y la esclavitud.

4. En vez de reducir la emisión de carbono, encontraremos una solución para extraer el carbono del medio ambiente a gran escala.

5. Tendremos formas innovadoras de participación democrática en la era digital, seguras y que eliminen la posibilidad de fraude tecnológico (robo de elecciones) y cognitivo (demagogias, autoritarismos…).

6. Encontraremos un reemplazo útil y válido a la formación profesional en la universidad, retomando los valores fundamentales para los que fue creada, y eliminando el proceso actual de creación sistémica de parados.

7. Al hilo de lo anterior, encontraremos métodos útiles para mejorar y perfeccionar la educación infantil, y en particular la alfabetización en los países más desfavorecidos.

8. La interacción entre el hombre y la máquina dejará de producirse a través de una pantalla o un teclado.

9. Tendremos un sistema para producir viviendas rentables y dignas en escala suficiente.

10. Volveremos al campo.

11. Desarrollaremos terapias genéticas para la obesidad, el cáncer y las enfermedades crónico degenerativas.

12. La mayoría de los seres humanos podrán auto sostenerse con el fruto de su trabajo.

13. Tendremos interacciones exitosas con especies inteligentes fuera de la Tierra.

14. Autoclonaremos nuestros propios órganos para su reemplazo, sin necesidad de otros seres humanos para ello.

15. Daremos con un método eficaz y seguro para la resolución y desescalada de conflictos culturales y estatales.

16. Encontraremos métodos de expresión artísticos dramáticamente nuevos y bellos.

17. Mejoras útiles para el intelecto y la mente de las personas, en especial las personas mayores.

18. Cambiaremos el enfoque del sufrimiento al final de la vida y encontraremos soluciones para el dolor.

19. Tendremos tecnologías de comunicación mejoradas que se acercarán a la telepatía.

20. Transmutación de la materia en diferentes elementos y estructuras.

Comparte conmigo tus ideas en @gaceta_es y @cuquemar

Deja una respuesta