«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Ver la biografía

La ‘guerra’ de líderes de la UMP, bajo control de Juppé

23 de noviembre de 2013

Una comisión presidida por el ex ministro de Exteriores analiza los resultados de las primarias del partido francés de la oposición. Un fallo en el recuento otorgó la victoria a JF Copé. Los resultados definitivos, en 10 días.

El espectáculo se prolonga en el partido francés de la oposición. Cinco días después de las elecciones primarias de la Unión por un Movimiento Popular (UMP), aún no se sabe con certeza quién ha obtenido la victoria. El lunes por la noche, los resultados “oficiales” otorgaban la mayoría a Jean-François Copé con 98 votos de ventaja. Pero la comisión electoral del partido reconoció que durante el recuento final “no se habían computado” los votos de los electores de tres circunscripciones francesas.

La gravedad del descuido radica en que la suma de estas papeletas suplementarias podría “invertir los resultados” a favor de François Fillon, quien reivindica su victoria cuestionando la de su rival. Ambos se acusan de fraude.

En medio del diálogo de sordos, el ex ministro de Exteriores de Sarkozy, Alain Juppé, ha intervenido como mediador para tratar de encontrar una solución a un conflicto que califica de “desastroso y ridículo”. “Si esta situación continúa, nuestro partido moribundo estallará”, advirtió el alcalde de Burdeos.

La derecha teme que los problemas internos beneficien al Frente Nacional, reforzado tras las últimas elecciones generales. Para evitar la tragedia, Juppé ha propuesto a sus dos compañeros presidir una comisión colegial compuesta por representantes de ambos candidatos y cuya misión será reexaminar, durante los próximos 10 días, los resultados de las elecciones a la presidencia de la UMP. Primero Fillon y después Copé aceptaron el ultimátum planteado por Juppé.

Sin líder

Durante los últimos días, las críticas en torno al lío protagonizado por la derecha francesa se han ampliado. “La UMP sumida en el caos”, titulaba en portada el diario Le Figaro. Más agresivo, el periódico Le Monde aseguraba que “la guerra ha sido declarada” entre los candidatos. “El honor del partido está en juego”, afirmó la diputada de la UMP, Valérie Pécresse.

Fillon y Copé tratan desde hace meses de ocupar la ausencia de líder que produjo la desaparición de Sarkozy tras su derrota electoral. En los sondeos, el 52% de los simpatizantes de la derecha apoya el regreso del ex presidente a la vida política, de cara a las elecciones presidenciales de 2017.

 

TEMAS |

Noticias relacionadas

.
Fondo newsletter