«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
'Es una decisión drástica e inédita'

Francia reduce ahora los visados a argelinos y marroquíes porque sus países se niegan a cooperar en las deportaciones

El presidente de Francia, Emmanuel Macron. Reuters
El presidente de Francia, Emmanuel Macron. Reuters

El Gobierno de Francia ha anunciado ahora un drástico recorte del número de visados concedidos a ciudadanos de Argelia, Marruecos y Túnez argumentando que estos países no cooperan en el proceso de deportaciones.

Según las informaciones recogidas por la emisora francesa Europe 1, ha tomado la decisión de reducir a la mitad el número de visados a argelinos y marroquíes, mientras que rebajará en un 30% los entregados a tunecinos.

«Confirmo esta información, esta medida adoptada», ha dicho el portavoz del Gobierno francés, Gabriel Attal, en declaraciones posteriores a esta misma emisora. «Es una decisión drástica e inédita, pero es necesaria debido a que estos países no aceptan el retorno de sus inmigrantes y nosotros no podemos mantenerlos en Francia», ha argüido.

Así, ha recordado que entre enero y julio de 2021 la justicia francesa ha ordenado la deportación de 7.731 argelinos, de los cuales 22 han abandonado el territorio francés. «En 2018 adoptamos la Ley de Asilo e Inmigración. El obstáculo a que sea eficaz y a las deportaciones efectivas es que estos países rechazan los pases consulares –un documento necesario para concretar las expulsiones–«, ha resaltado.

En este sentido, ha detallado que «hubo un diálogo con ciertos países del Magreb y después amenazas». Hoy cumplimos esas amenazas», ha explicado. «La decisión ha sido adoptada y será ejecutada en unas semanas», ha recalcado. «Esperamos que esto lleve a los países implicados a cambiar su política y aceptar la emisión de pases consulares», ha zanjado.

.
Fondo newsletter