El primer Pujol que es como los demás