«Ser es defenderse», Ramiro de Maeztu
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
No les pagaron los costes

Begoña Gómez negoció con Indra, Telefónica y Google para que desarrollaran gratis un software para su Máster

El presidente del Gobierno junto a su esposa, Begoña Gómez. Foto Europa Press.
El presidente del Gobierno junto a su esposa, Begoña Gómez. Foto Europa Press.

Begoña Gómez, esposa del presidente del Gobierno, solicitó a los directivos de Indra, Telefónica y Google desarrollar de manera gratuita una aplicación de sostenibilidad para su Máster de Transformación Social Competitiva. Las compañías, ahora en parte controladas por el Ministerio de Hacienda, accedieron a la petición.

Los directivos y portavoces de las tres multinacionales confirmaron su participación en el desarrollo de la herramienta, denominada Proyecto Transformación Social Competitiva-Plataforma de Impacto Social, cuyo objetivo era informar a las pequeñas y medianas empresas sobre su cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible.

El desarrollo del proyecto tuvo un costo de al menos 150 mil euros, pero ni Begoña Gómez ni la Universidad Complutense efectuaron pagos. La colaboración se llevó a cabo como un proyecto altruista para una entidad educativa sin ánimo de lucro.

Ayudas del gobierno a Indra, Telefónica y Google

El software de sostenibilidad entró en una encrucijada en septiembre de 2023, aunque estuviera casi concluido. Ante las dificultades para seguir justificando una cooperación desinteresada que tenía como beneficiario el Máster de la mujer del presidente del Gobierno, las tres compañías optaron por desmarcarse de la plataforma antes de acabarla.

Cabe destacar que, en febrero de 2022, el Consejo de Ministros aprobó elevar la participación de la SEPI del Ministerio de Hacienda en Indra del 18% al 28%. En el caso de Telefónica, al ser una compañía adjudicataria habitual de grandes contratos públicos, estaba sometida permanentemente a las decisiones regulatorias del Gobierno y, además, Moncloa estaba moviéndose justo en ese momento para que la SEPI regresara a su accionariado.

Por último, Google estuvo negociando con el Gobierno una modificación de la Ley de Propiedad Intelectual durante el tiempo que duró su intervención em el proyecto. Asimismo, logró que el Ejecutivo se comprometiera a retirar en 2024 la tasa Google, que gravaba con un 3% los ingresos de las grandes tecnológicas.

Esto provocó que las tres compañías analizaran internamente su relación con el Máster de Begoña Gómez y consideraron que su generosidad había llegado demasiado lejos o podía ocasionarles problemas legales.

+ en
.
Fondo newsletter