«Ser es defenderse», RAMIRO DE MAEZTU
La Gaceta de la Iberosfera
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.
los nuevos altos cargos culparon de la pandemia al «capitalismo»

Mónica García elige a partidarios del confinamiento total y la limitación de derechos para capitanear el Ministerio de Sanidad

La ministra de Sanidad, Mónica García, y el número dos del Ministerio, Javier Padilla.

El nuevo Ministerio de Sanidad se ha estrenado por la puerta grande. Con el nombramiento de Mónica García —otrora perdedora de las elecciones en la Comunidad de Madrid— como nueva titular, el equipo del Ministerio ha terminado por configurarse con perfiles poco sorprendentes. Al número dos de Mónica García, Javier Padilla, estos días se han sumado los nombramientos de Jacobo Fernández, Pedro Gullón y Belén González-Callado.

Pedro Gullón, amigo de la nueva ministra, es desde hace unos días el nuevo director general de Salud Pública. Su nombramiento no ha pasado desapercibido puesto que Gullón, médico especialista en Medicina Preventiva, fue uno de los más firmes defensores del confinamiento durante la pandemia. No sólo del primer confinamiento, sino que también se mostró partidario del segundo encierro.

«Yo espero que si necesitamos un segundo confinamiento no les tiemble la mano a la autoridades», llegó a manifestar el nuevo director de Salud Pública. Sin embargo, también apostó contra cualquier evidencia por la imposición del uso de mascarillas en exteriores, así como por la limitación del derecho al libre movimiento: «Si no cambiamos nuestra dependencia de los viajes y la invasión de los ecosistemas, siempre habrá posibilidad de sufrir más pandemias».

En esta misma se manifestó la mano derecha de la ministra, Javier Padilla. El nuevo secretario de Estado de Sanidad explicaba que «una de las cosas que habría que hacer es disminuir nuestra capacidad para evadir ecosistemas, frenar la facilidad con la que nos movemos de un país a otro de forma masiva. Pero ese tipo de cosas forman parte consustancial de esta fase tardía del capitalismo en la que estamos».

Su coincidencia no es casual, puesto que la dupla que ahora capitaneará la Sanidad española se juntó en 2020 para escribir Epidemiocracia, un libro que pretendía defender que «nadie está a salvo si no estamos todos a salvo». El diagnóstico de estos médicos, sin embargo, nunca fue clínico, sino puramente ideológico: entonces abordaron, como ahora, la Sanidad desde la perspectiva económica y política, siempre culpando al «capitalismo».

+ en
.
Fondo newsletter