'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Señor, qué trabajo cuesta tantas veces entenderte

Y ahí está nuestro error. Porque a Dios no hay que entenderlo con nuestra limitada inteligencia humana. Hay que adorarle y aceptar sus designios. Él sabe por qué lo hara. Aunque nosotros no lo entendamos. Seríamos como Él. Dioses. Que es lo que a lagunos les gustaría.

Ilustro el artículo con una talla de Mena, magnífica, que con una Dolorosa del mismo artista se conservan en la iglesia de Budia (Guadalajara). Sólo por admirarlas vale la pena acercarse al aquel pueblo alcarreño. ¿Y por qué el Ecce Homo de Budia aquí? Porque el Señor se acaba de llevar al párroco de aquel pueblo y unos cuantos aledaños cuando sólo tenía 43 años. Y eso en una diócesis con un clero escaso y envejecido. Supongo la tristeza de Don Atilano, el obispo de la diócesis, a quien debió sorprender la triste noticia en plena visita ad limina. Dios le encomienda una diócesis arrasada, con un clero escaso y envejecido, y para uno joven que tiene se lo lleva. No es Don Atilano persona que se amilane pero ante las dificultades de Sigüenza-Guadalajara supongo que más de una vez añorará sus años de Ciudad-Rodrigo.  Años felices para él y para aquella pequeña diócesis. En la que se podía decir que todos los diocesanos le conocían y él conocía a muchísimos. Incluso por sus nombres. Benditos los obispos que conocen a sus fieles porque son una bendición de Dios. Claro que eso es imposible en diócesis inmensas pero aun así creo que hay una buena medidad de buen episcopado en el número de personas que conoce el obispo. Aquel pastor que apenas conoce a un  par de centenares de ovejas, deducidas las autoridades pues a esas se la encuentra con frecuencia, es un muy mal pastor. Y no lloro por ninguna herida porque a mí me conocen todos los obispos. Aunque nunca me haya encontrado con algunos. Por ejemplo con el de Almería, el de Ciudad Real, el de Mallorca, el de Jerez, el de Lérida, el de Huesca y Jaca… Y ¡vaya si me conocen! Si alguno lo negara simplemente mentiría. 

El sacerdote fallecido era de la Sociedad de la Santa Cruz. Creo que es lo mejor, sin la menor duda para mí, del Opus Dei. Habrá entre ellos de todo, como en botica. Pero la mayoría de los sacerdotes de esa adscripción que he conocido, la inmensa mayoría, eran buenos o excelentes. Ya con los pata negra no sería tan entusiasta. Creo que sólo por eso, por habernos dado tan buenos sacerdotes de la Santa Cruz. el Opus se merece un sobresaliennte cum laude. Aunque en él no todo sea maravilloso. Acabo de colgar dos artículos muy críticos con algunas actuaciones de la Obra.

El sacerdote fallecido, de quien nunca había oído hablar, era joven y de la Santa Cruz. Pues, sin saber más de su persona, pienso que la diócesis ha tenido una gran pérdida. 

http://www.revistaecclesia.com/fallece-los-43-anos-el-sacerdote-hilario-tellez-gajero-parroco-de-budia/

 

 

 

  

TEMAS |

Noticias de España

.
Fondo newsletter