Polonia impondrá multas de hasta 13,5 millones a las ‘Big Tech’ que censuren por una cuestión ideológica

EL PAÍS PROTEGE LA LIBERTAD

La ley que prepara el Gobierno de Polonia para hacer frente a la censura de las grandes plataformas tecnológicas implantará multas masivas que podrían llegar a ser de 13,5 millones de dólares, según ha anunciado el viceministro de Justicia, Sebastian Kaleta.

El Ejecutivo ha reiterado que el usuario de las redes sociales debe sentir que sus derechos están protegidos porque “la libertad de expresión y la libertad de debate son la esencia de la democracia”. Así, combatirá a las ‘Big Tech’ que censuran a los usuarios o eliminan publicaciones por razones ideológicas.

En declaraciones a Fox News, recogidas por The Epoch Times, Kaleta condenó la censura a aquellos que elogian los valores tradicionales, el cristianismo o el conservadurismo. “Y se elimina bajo su ‘política de incitación al odio’ cuando no tiene ningún derecho legal para hacerlo”, añadió.

Según la nueva legislación, cualquier plataforma que prohíba a un usuario o elimine publicaciones por razones ideológicas se enfrentaría a multas de 13,5 millones de dólares si el contenido es legal según la ley polaca

El objetivo es otorgar a los usuarios de las redes sociales un derecho legal para apelar las prohibiciones y la eliminación de contenido en plataformas de redes sociales como Facebook Twitter. Este derecho podrá ser ejercido en un nuevo Tribunal para la Protección de la Libertad de Expresión.

Si este nuevo Tribunal dictamina que los censores tecnológicos han eliminado cuentas o borrado publicaciones sobre discursos legales, dichas cuentas o publicaciones deberán ser restauradas o las empresas de redes sociales involucradas se enfrentarán a las multas millonarias.

“La libertad de expresión no es algo que deban decidir los moderadores anónimos que trabajan para empresas privadas”, afirmó Kaleta, al tiempo que si las ‘Big Tech’ se ven a sí mismas “como una organización lo suficientemente empoderada para silenciar a un presidente en funciones de los Estados Unidos, envía un mensaje al mundo: podemos prohibir a cualquiera, cuando queramos”, agregó, sobre la censura a Donald Trump tras el asalto al Capitolio el pasado 6 de enero.

Polonia ha pasado más de 40 años bajo el comunismo, una experiencia que, según el dirigente polaco, le ha enseñado el valor de la libertad de expresión y la necesidad de saber cuándo trazar una línea en medio de nuevas tendencias inquietantes hacia la censura.

Trump y Echenique, la doble vara de medir

La plataforma Twitter ha mantenido la cuenta de Twitter del portavoz en el Congreso de los Diputados de Podemos, Pablo Echenique, pese a incitar a la violencia a la Policía tras el encarcelamiento del rapero Pablo Hasel por reiteración delictiva, incluidos los delitos de enaltecimiento del terrorismo e injurias a la Corona.

La postura de la plataforma contrasta con la mantenida con el expresidente de Estados Unidos, Donald Trump, al que mantendrán la censura incluso si se postula de nuevo a la presidencia de la Casa Blanca y vence en los comicios. Así lo manifestó el director financiero Ned Segal la pasada semana en una entrevista en la cadena CNBC.

La decisión de Twitter de suspender permanentemente la cuenta de Trump se produjo tras el asalto al Capitolio el 6 de enero bajo el pretexto de “riesgo de incitar a la violencia“. Aunque Trump reaccionó de manera inmediata a la protesta haciendo un llamamiento a la calma y al fin de toda violencia. “Ahora deben irse a casa. Debemos tener paz”.

Deja una respuesta