'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
LA VISITA SE PRODUJO EL DÍA 5 DE MARZO Y EL RESCATE SE APROBÓ EL 9

El máximo responsable de la embajada española en Venezuela recibió al magnate de Plus Ultra cuatro días antes del millonario rescate

El Encargado de Negocios en Venezuela, Juan Fernández Trigo. EUROPA PRESS

El máximo representante de la embajada de España en Venezuela, el diplomático Juan Fernández Trigo, recibió al máximo responsable de Plus Ultra, Camilo Ibrahim Issa, tan solo cuatro días antes de que se aprobase el millonario rescate de la aerolínea chavista.

Fernández Trigo recibió al magnate, según revela el diario Voz Pópuli, en un almuerzo de trabajo junto a otros empresarios representantes de empresas españolas con presencia en Venezuela como BBVA, Telefónica, Air Europa, Abanca o Inditex. La presencia de estos empresarios es habitual en la embajada española en Caracas, no así la del magnate de Plus Ultra.

La visita del Camilo Ibrahim causó sorpresa en alguno de estos invitados, según cuenta Voz Pópuli, ya que era la primera vez que acudía a la vivienda oficial del representante español y los antecesores de Trigo en el cargo nunca antes le habían invitado a un encuentro de esas características por las «malas referencias» que existen de él.

La primera visita de Ibrahim -señalado por el citado diario como el principal nexo entre Plus Ultra y altos cargos chavistas- a la embajada, es aún más llamativa si la enmarcamos en el tiempo: se produjo el 5 de marzo, apenas cuatro días antes del rescate de la aerolínea, cuya inyección millonaria aprobó el Consejo de Ministros el día 9.

El magnate niega ahora cualquier vinculación con Plus Ultra pero, según las fuentes consultadas por Voz Pópuli, » la embajada conocía a este empresario como accionista mayoritario de Plus Ultra tras aportar 30 millones de dólares al capital de la sociedad fruto de su amistad con Rodolfo Reyes Rojas y Raif El Arigie Harbie, que encabezan el entramado de la aerolínea con el 57% de las acciones».

Ibrahim no acudió a este encuentro en Caracas con Fernández Trigo en calidad de representante de la aerolínea, sino que lo hizo como la cara de Inditex. Esto se explica porque el magnate abrió canales de comunicación entre grandes multinacionales y Venezuela a través de la sociedad Phoenix que utilizó Amancio Ortega para entrar en el mercado venezolano y así evitar la apertura de tiendas en el país y reducir posibles riesgos.

Desde el Departamento de Asuntos Exteriores, que dirige la ministra Arancha González Laya, niegan la polémica de esta visita y aseguran que «en ningún momento se trató nada relacionado con la compañía Plus Ultra. El encuentro tuvo como objeto conocer la situación empresarial y económica de Venezuela, y se enmarca dentro de los contactos que tiene cualquier representante diplomático».

Noticias de España

.
Fondo newsletter