'Ser es defenderse'
RAMIRO DE MAEZTU
Este artículo se publicó en La Gaceta antes de convertirse en La Gaceta de la Iberosfera, no siendo entonces propiedad de Fundación Disenso.

Guardia Civil y Policía Nacional consideran a Zoido responsable del acoso en Barcelona

La realidad es que el Estado, frente a lo que se ha publicado tras la detención de 14 responsables de la administración catalana, no se ha hecho presente en Cataluña.

“No es de recibo que mientras decenas de guardias civiles estábamos siendo acosados en los cuarteles, el ministro estuviera tuiteando sobre los logros del Gobierno”. Quien asegura eso es miembro de los GRS (Grupos de Respuesta y Seguridad), los antidisturbios de la Guardia Civil. Está en Barcelona, ha sido desplazado como uno de los mil efectivos del cuerpo que debe garantizar la legalidad ante el desafío separatista lanzado. “Estamos orgullosos de cumplir con nuestro deber, pero ¿cómo pretenden que lo hagamos si no nos dejan actuar?”.

Se refiere a la orden recibida por los GRS de no portar escudos, defensas y cascos en las intervenciones, la falta de instrucciónes de servicio y, lo que es más duro para ellos: “la imposibilidad de desplazarnos para proteger a nuestros compañeros que están siendo acosados en los cuarteles o durante la realización de servicios. Lo que ocurrió en Manresa y en la consejería de Economía no se puede consentir”.

En el caso de la UIP (Unidad de Intervención Policial), la situación no es muy distinta. Uno de los agentes que está a punto de viajar desde el sur de España a Barcelona explica a La Gaceta: “me dicen mis compañeros que están todo el día en el barco o en el puerto. Que no se les deja actuar ni siquiera cuando por emisora se comunica que están siendo acosados los grupos en su recorrido hasta base por las calles de Barcelona” y añade “si Zoido nos ha traído para que nos usen de objeto de protesta, su concepto de Policía dista mucho de la realidad. No estamos para eso”. Además, asegura que “como se permita que los violentos sigan actuando con esta impunidad se van a venir arriba y acabará habiendo una desgracia y entonces se lamentarán de no haber parado antes el acoso, cuando un compañero resulte herido o algo peor”.

Inacción frente a las agresiones

La realidad es que el Estado, frente a lo que se ha publicado tras la detención de 14 responsables de la administración catalana, no se ha hecho presente en Cataluña. Las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado han recibido órdenes de no actuar. Mientras tanto, los violentos se adueñan de las calles con demostraciones de fuerza que llegan al ataque y el control de las calles.

Veamos algunos ejemplos: el miércoles el juzgado de Instrucción número 13 de Barcelona ordenaba una serie de registros en organismos de la adminstración autonómica catalana. Estas actuaciones se saldaban con 14 detenidos. En la consejería de Hacienda se personaban a primera hora de la mañana unidades de la Guardia Civil que acompañaban a la comisión judicial. Una turba de independentistas rodeaba el edificio y destrozaba los vehículos de la Guardia Civil y de la comitiva judicial. Los mossos d’esquadra que se encontraban en la zona y que tienen encomendadas las labores de seguridad ciudadana no actúan en lo que es su obligación, evitar el vandalismo contra los coches del Estado. Durante horas, hasta la una de la madrugada, la turba permanece bloqueando la salida de guardias y empleados del juzgado. Allí no aparecen los miembros de la Brimo (antidisturbios) de los mossos.

La Guardia Civil aguanta 20 horas de asedio. Mientras tanto, un grupo de Brimo permanece a escasos diez minutos sin actuar. La Guardia Civil prepara una alternativa: 9 pelotones -180 GRS- para disolver a los concentrados y sacar a los retenidos. Pero desde Interior se ordena no actuar. En ese momento la Guardia Civil informa a mossos que si no se ha desalojado a los acosadores, a las dos de la madrugada cargarán los GRS.

En Manresa la casa cuartel de la Guardia Civil es rodeada por grupos de radicales independentistas que arrancan la bandera de España y llenan la fachada de probaganda separatista mientras que corean insultos contra los 18 agentes que permanecen en el interior con sus familias, incluídos niños de corta edad. En el cuartel se ha dado alojamiento a algunos de los agentes de la UIP que también han acudido a Barcelona como refuerzos para evitar, precisamente, este tipo de comportamientos.

Nuevamente la orden es no hacer uso del material antidisturbios para desalojar al millar de personas que rodean el edificio. Y nuevamente la pregunta que se hacen los miembros de la Guardia Civil y la Policía Nacional es la misma ¿para qué nos han enviado aquí si el ministro no tiene intención de dejarnos actuar?

Los agentes de ambos cuerpos con los que ha hablado La Gaceta tienen claro que la inacción del ministro del Interior, Juan Ignacio Zoido, es responsable directa de las agresiones verbales y de la destrucción de vehículos, material e instalaciones propiedad el Gobierno Central en Cataluña. Unas instalaciones y material cuya defensa tienen asignada.

El ministro ha conseguido que tanto la Guardia Civil como la Policía Nacional coincidan en señalar su inacción como la responsable de los acosos y ataques sufridos por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad. Una inacción que, tras asegurar Zoido que no se plantea asumir el mando de los mossos, parece que continuará en adelante. ¿Tendrá que producirse una desgracia para que el Gobierno reaccione y actúe en Cataluña?

 

Alguna publicidad valiente y la ayuda desinteresada de muchos lectores como tú han hecho posible esta noticia. Conoces nuestra línea editorial, a contracorriente de la ideología dominante y desacomplejadamente comprometida con la dignidad humana, la unidad de España y la identidad de Europa. No es fácil ni es barato sostener un medio de comunicación que beba de estos postulados, siempre contra los más poderosos. Por eso te pedimos que nos ayudes con una aportación, que formes parte de nuestro proyecto, que ayudes a que sigamos incordiando al Poder. Puedes hacerlo de varias maneras, infórmate aquí.

Leer más…

El ultimátum de la Guardia Civil que obligó a los Mossos a actuar contra los separatistas

Indignación de Policía y Guardia Civil por la foto de un mosso con los coches atacados

La ‘eficaz’ vigilancia de los Mossos de los vehículos de la Guardia Civil

TEMAS |
+ en

Noticias de España

.
Fondo newsletter